Política

¿Cuál será el costo político de CREO ante la ruptura con el PSC?

La alianza por segunda vez se rompe y no llega ni a los primeros días de Gobierno.


18 may 2021 , 19:23

El presidente Guillermo Lasso aún no llega a Carondelet, pero las tensiones políticas ya comienzan a marcar su camino hacia la silla presidencial. CREO y el PSC se dieron una segunda oportunidad y apostaron por una alianza electoral. El pasado 14 de mayo aquella relación de fuerzas políticas terminó.

El motivo: luego de que el asambleísta, Esteban Torres, postuló a Henry Kronfle (PSC) para presidir la Asamblea, los doce legisladores de CREO se abstuvieron. Un acuerdo roto.

Cuatro días después, hoy 18 de de mayo, el exalcalde de Guayaquil Jaime Nebot, en una entrevista con el medio digital La Posta, por más de una hora contó el antes y el desenlace del fallido "acuerdo de caballeros": PSC, CREO y UNES. El líder del socialcristiano expresó: "Lasso auspicia e impulsa el acuerdo, firma el acuerdo, da su palabra y luego se arrepiente, un presidente no puede hacer eso, porque el mayor activo de un presidente de la República es su credibilidad y honrar su firma", subrayó.

Por su parte, Lasso solo ha dado un guiño como respuesta a través de Tiktok: "los ecuatorianos me dieron su confianza y no los defraudaré". Así está el panorama.

Entonces ¿habrá costo político para el oficialismo? ¿por qué la alianza natural entre derechas no ha funcionado? Veamos.

Una alianza que nunca cuajó

En la balanza de amigos y rivales, siempre pesó la rivalidad entre el PSC y CREO. ¿Por qué? ambos han buscado lo mismo. El analista Pedro Donoso, explica que "la relación entre el PSC y CREO nunca ha logrado cuajar porque históricamente se disputan espacios similares en la derecha costeña: lo regional e ideológico".

Para Oswaldo Moreno, analista y consultor político, la ruptura no es una sorpresa, más bien una muerte anunciada, aunque dice, no pensó que sería tan pronto. "El ejecutivo de gobierno se dejó llevar por la bilis y la reacción en contra todo lo que tenga que ver con el correísmo, y se perdió una oportunidad para consolidar una mayoría y dar viabilidad a las leyes", señala.

Otro factor del rompimiento, apunta el analista Donoso, fue que el oficialismo se vio en desventaja, "siempre una alianza política es una relación de poder (...) el PSC tenía supremacía sobre CREO", se refiere a que el partido oficialista contaba con 12 escaños, mientras que, el socialcristiano 18. "Por el miedo de sentirse un rehén del PSC buscó alejarse y buscar una mayoría donde para mí, el secuestro será mucho peor", vaticina.

El precio

Los sucesos demuestran que el movimiento CREO apostó por dejar atrás la alianza que lo ayudó a llegar al poder, señalan los analistas, por una que recién está en construcción (BAN- ID- Pachakutik).

Para Donoso el precio del rompimiento hará que "los votos del PSC se coticen políticamente mucho más, porque ahora CREO los va a necesitar una vez que no encuentre esos votos en la ID y Pachakutik", señala.

Sin embargo, la factura también estará en la legitimidad "el ejercicio de Gobierno se va a complicar desde la Asamblea, porque este pacto con Pachakutik es inédito, no hay ningún tipo de coincidencias en lo ideológico", apunta Moreno.

¿Lo que queda? "Al presidente le toca asumir el costo político de esta acción para determinar si fue un error o no", expone Moreno.

Y aunque el tiempo dirá si los reveses de acuerdos fueron acertados, el analista agrega que el país está en una situación difícil y "la vara que tiene Guillermo Lasso es de esperanza, entonces no se puede equivocar, porque está vez no será Venezuela el parámetro, será Uganda, Sudán del Sur, no hay cabida para el fracaso", concluye.

Hasta el momento una reconciliación entre el PSC y CREO se ve lejana, "ya no más", aseguró Nebot. Pero en política nada está escrito en piedra.