Ecuador

Ecuador se prepara para jornada de protestas sociales este jueves


22 oct 2020 , 07:00

Estiman que alrededor de 4 mil ciudadanos participarán en la protesta solo en Quito.

Ante las manifestaciones de agrupaciones sociales anunciadas para este jueves 22 de octubre, las autoridades señalaron que no se permitirá actos de vandalismo y se cuidará al Centro Histórico de Quito. Mientras tanto, el Frente Unitario de Trabajadores (FUT) asegura que las marchas serán pacíficas y que se respetarán las medidas de bioseguridad.

 

Según investigaciones de la Policía Nacional se estima que alrededor de 4 mil ciudadanos participarán en la protesta convocada por el FUT para rechazar las medidas tomadas por el gobierno de Lenín Moreno. 

 

Ante esto, el alcalde de Quito, Jorge Yunda, manifestó que la capital pasa por el momento más difícil en cuanto a la pandemia y por ello cree que no se debería generar este tipo de aglomeraciones.

 

El Frente de los Trabajadores afirma que la marcha está en pie e iniciará a las 16 horas en el parque El Arbolito, centro norte de la capital. Indican que tomarán las medidas de bioseguridad pertinentes y que la jornada se desarrollará de manera pacífica en Quito, así como en Azuay, Loja y Cañar donde tienen previsto manifestarse en plazas y calles.

 

Las cámaras y asociaciones de la producción, mediante un comunicado, señalaron estar preocupados por las manifestaciones anunciadas e hicieron un llamado para que la marcha se desarrolle sin alterar el orden público y respetando los derechos de las demás personas. Recordaron también que las  protestas de octubre del 2019 dejaron pérdidas por más de 821 millones de dólares, según el Banco Central.

 

La Policía no descarta la presencia de infiltrados que puedan iniciar acciones violentas y por ello ya se han abierto investigaciones previas con la Fiscalía, con el fin de determinar responsables de daños a los bienes públicos. 

 

GOBIERNO NO PREVE GRANDES CONCENTRACIONES

 

Por su parte, el Gobierno no prevé grandes movilizaciones este jueves, sino más bien pequeños focos de protesta.

 

"No se prevé ni que la cantidad de personas a movilizarse, ni que la violencia de su comportamiento, sea de ninguna manera comparable al octubre que vivimos el año pasado", dijo a Efe la ministra de Gobierno, María Paula Romo, para quien la convocatoria consiste en "una movilización de las habituales".

 

"Personas ante la sede del gobierno en cada provincia o en el centro de la ciudad de Quito planteando sus demandas", resumió.

 

La Policía, que ha anulado mañana los días de permiso y cualquier otra ausencia no justificada de sus agentes, ha impartido instrucciones para que las fuerzas estén preparadas ante cualquier contingencia.

 

"Toda la Policía estará movilizada y convocada a sus cuarteles para poder responder de la manera que sea necesaria según la alerta que tengamos", dijo la ministra.

 

Jefes zonales en las áreas más sensibles han recibido instrucciones de dotarse de equipos antidisturbios para poder afrontar a los manifestantes, con el fin de evitar posibles denuncias de abuso en el uso de la fuerza, como ocurrió en 2019.

 

Romo advirtió que las movilizaciones están convocadas por organizaciones sindicales y el movimiento indígena, es decir, que "sí son los mismos actores de octubre del año pasado".

 

Pero insistió en que esperan "una movilización en condiciones más o menos como las habituales en este tipo de eventos".

 

"No esperamos ni vías paralizadas, ni ambulancias que sean impedidas de circular, ni personas que sean impedidas de llegar a sus hogares. Tampoco que dure más que unas horas de la mañana o la tarde, dependiendo las horas de la movilización", abundó.

 

En cualquier caso, se han tomado medidas de seguridad como el que algunos funcionarios no lleguen hasta sus sedes en las zonas de concentración. 

TAG RELACIONADOS