Liberan a policías y periodistas retenidos en Quito

Ministra Romo no se pronunció sobre pedido de renuncia que hizo dirigencia indígena.

Momento en que indígenas entregan a los policías la noche del jueves 10 de octubre de 2019. Foto: AFP
Ministra Romo no se pronunció sobre pedido de renuncia que hizo dirigencia indígena. Foto: Min. Gobierno
10 Octubre, 2019, 8:03 pm
Por: Redacción 
Los 10 policías y 31 comunicadores que estaban retenidos por los indígenas en el Ágora de la Casa de la Cultura, en Quito, ya fueron liberados. Así lo confirmó la noche del jueves 10 de octubre de 2019 la ministra de Gobierno, María Paula Romo.
 
Sobre el pedido de la dirigencia indígena de que Romo renuncie a su cargo tras las muertes dentro de las protestas que sacuden al país, la funcionaria dijo: “No me voy a  pronunciar sobre los temas que puedan estar en discusión en ese diálogo”.
 
 
Así se refirió la funcionaria a la búsqueda de diálogo con el sector indígena: “Hay un equipo que maneja la búsqueda de diálogos, no me voy a pronunciar sobre esos temas de posibles acuerdos o diálogo, para que el equipo pueda tener la libertad, sin que ninguno de nosotros cause un cortocircuito”, aseveró Romo durante una rueda de prensa, que fue transmitida en cadena nacional.
 
La ministra precisó que 31 comunicadores y 10 policias estuvieron retenidos por los indígenas desde la mañana del jueves, y que al momento de la conferencia de prensa, aproximadamente a las 19H30, ya todos estaban libres.


Los dirigentes de la Confederación de Nacionalidades Indígenas (Conaie) entregaron a los gendarmes bajo la supervisión de representantes de Amnistía Internacional (AI) y de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Esto ocurrió cerca de la plaza San Blas. 
 
Romo se solidarizó con el periodista Freddy Paredes, quien fue apedreado en la cabeza en los exteriores de la Casa de la Cultura. Añadió que el tema se investigará y que ya tienen los rostros de los agresores.
 
 
En cuanto a los fallecidos, la ministra de Gobierno indicó que hay 4 muertos en el contexto de las protestas.
 
Una muerte se dio el 6 de octubre de 2019 en Azuay y fue por atropellamiento. Según la ministra, Raúl Chilpe falleció arrollado por un vehículo que tratada de trepar los montículos de tierra que interrumpían lña circulación. 
 
2 jóvenes murieron luego de caer de un puente cuando querían trepar una puerta cerrada, explicó Romo. Uno falleció el 7 de octubre y otro, el 8 de octubre.
 
El 8 de octubre murió Inocencio Tucumbi. El caso del indígenas se dio “por una caída, no de golpe ni de asfixia, según la autopsia”, manifestó la ministra.
 
 
Romo reportó 133 policías heridos durante las manifestaciones. Precisó que hasta este 10 de octubre de 2019 hay 657 personas aprehendidas.
 
Acerca de las bombas lacrimógenas lanzadas por la fuerza pública dentro de la Universidad Politécnica Salesiana, en la capital de la República, Romo dijo que se investiga lo sucedido y reiteró sus disculpas. Agregó que se indaga que en uno de esos centros de estudio no habría sido la Policía la que arrojó los artefactos. 
 
En cuanto al intento de tomarse el cuartel de La Balbina, informó que el hecho dejó 6 heridos.
 
 
Los 10 policías y 31 comunicadores que estaban retenidos por los indígenas en el Ágora de la Casa de la Cultura, en Quito, ya fueron liberados. Así lo confirmó la noche del jueves 10 de octubre de 2019 la ministra de Gobierno, María Paula Romo.
 
Sobre el pedido de la dirigencia indígena de que Romo renuncie a su cargo tras las muertes dentro de las protestas que sacuden al país, la funcionaria dijo: “No me voy a  pronunciar sobre los temas que puedan estar en discusión en ese diálogo”.
 
 
Así se refirió la funcionaria a la búsqueda de diálogo con el sector indígena: “Hay un equipo que maneja la búsqueda de diálogos, no me voy a pronunciar sobre esos temas de posibles acuerdos o diálogo, para que el equipo pueda tener la libertad, sin que ninguno de nosotros cause un cortocircuito”, aseveró Romo durante una rueda de prensa, que fue transmitida en cadena nacional.
 
La ministra precisó que 31 comunicadores y 10 policias estuvieron retenidos por los indígenas desde la mañana del jueves, y que al momento de la conferencia de prensa, aproximadamente a las 19H30, ya todos estaban libres.
Los dirigentes de la Confederación de Nacionalidades Indígenas (Conaie) entregaron a los gendarmes bajo la supervisión de representantes de Amnistía Internacional (AI) y de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Esto ocurrió cerca de la plaza San Blas. 
 
Romo se solidarizó con el periodista Freddy Paredes, quien fue apedreado en la cabeza en los exteriores de la Casa de la Cultura. Añadió que el tema se investigará y que ya tienen los rostros de los agresores.
 
 
En cuanto a los fallecidos, la ministra de Gobierno indicó que hay 4 muertos en el contexto de las protestas.
 
Una muerte se dio el 6 de octubre de 2019 en Azuay y fue por atropellamiento. Según la ministra, Raúl Chilpe falleció arrollado por un vehículo que tratada de trepar los montículos de tierra que interrumpían lña circulación. 
 
2 jóvenes murieron luego de caer de un puente cuando querían trepar una puerta cerrada, explicó Romo. Uno falleció el 7 de octubre y otro, el 8 de octubre.
 
El 8 de octubre murió Inocencio Tucumbi. El caso del indígenas se dio “por una caída, no de golpe ni de asfixia, según la autopsia”, manifestó la ministra.
 
 
Romo reportó 133 policías heridos durante las manifestaciones. Precisó que hasta este 10 de octubre de 2019 hay 657 personas aprehendidas.
 
Acerca de las bombas lacrimógenas lanzadas por la fuerza pública dentro de la Universidad Politécnica Salesiana, en la capital de la República, Romo dijo que se investiga lo sucedido y reiteró sus disculpas. Agregó que se indaga que en uno de esos centros de estudio no habría sido la Policía la que arrojó los artefactos. 
 
En cuanto al intento de tomarse el cuartel de La Balbina, informó que el hecho dejó 6 heridos.