Chuck Norris y la batalla más dura que enfrenta

Lejos de Hollywood, dejó todo por amor para cuidar a su mujer enferma.

  • Chuck Norris y la batalla más dura que enfrenta. Foto: AP
27 Agosto, 2019, 9:22 am
Por: Redacción 
Con 79 años, Chuck Norris enfrenta una de las batallas más difíciles de su vida: la enfermedad de Gena O'Kelly, madre de dos de sus cinco hijos y la mujer que ama, según informa Elpais.com
 
Pese a que el actor luce invencible en la ficción, en la realidad su gran debilidad es el amor que siente por su pareja, quien sufre, desde hace seis años, no solo los terribles dolores de la artritis, sino también los agravados por una mala praxis durante una resonancia magnética.
 
Antes de ese examen, responsables de la prueba aplicaron a O'Kelly una inyección de gadolinium, un contrastante metálico muy tóxico que le dañó, según sus expertos, el sistema nervioso y renal.
 
Ante la necesidad de cuidar y velar por el bien de su amada, Norris lo ha dejado todo de lado e incluso inició una batalla legal que mantenía contra los fabricantes de gadolinium, procedimiento en el que ha gastado una gran cantidad de dinero. 
 
Ahora, Chuck Norris ha invertido aproximadamente dos millones de dólares en tratamientos, y les reclama diez millones a los fabricantes del gadolinium.
 
"Dejo todo. De ahora en adelante no haré más que mantener viva a Gena. Quiero que siga en el mundo, junto a mí y a nuestros hijos. Mi amor por ella es más fuerte que mi carrera, el dinero, cualquier otra cosa. Está enferma, sufre, y yo seré su custodio y su consuelo", señala a medios internacionales.
Con 79 años, Chuck Norris enfrenta una de las batallas más difíciles de su vida: la enfermedad de Gena O'Kelly, madre de dos de sus cinco hijos y la mujer que ama, según informa Elpais.com
 
Pese a que el actor luce invencible en la ficción, en la realidad su gran debilidad es el amor que siente por su pareja, quien sufre, desde hace seis años, no solo los terribles dolores de la artritis, sino también los agravados por una mala praxis durante una resonancia magnética.
 
Antes de ese examen, responsables de la prueba aplicaron a O'Kelly una inyección de gadolinium, un contrastante metálico muy tóxico que le dañó, según sus expertos, el sistema nervioso y renal.
 
Ante la necesidad de cuidar y velar por el bien de su amada, Norris lo ha dejado todo de lado e incluso inició una batalla legal que mantenía contra los fabricantes de gadolinium, procedimiento en el que ha gastado una gran cantidad de dinero. 
 
Ahora, Chuck Norris ha invertido aproximadamente dos millones de dólares en tratamientos, y les reclama diez millones a los fabricantes del gadolinium.
 
"Dejo todo. De ahora en adelante no haré más que mantener viva a Gena. Quiero que siga en el mundo, junto a mí y a nuestros hijos. Mi amor por ella es más fuerte que mi carrera, el dinero, cualquier otra cosa. Está enferma, sufre, y yo seré su custodio y su consuelo", señala a medios internacionales.
SUSCRÍBETE a Ecuavisa.com
SUSCRÍBETE
Recibe un correo semanal de los acontecimientos más importantes a nivel nacional e internacional.
Le puede interesar
SUSCRÍBETE a Ecuavisa.com
SUSCRÍBETE
Recibe un correo semanal de los acontecimientos más importantes a nivel nacional e internacional.
TEMAS RELACIONADOS