Inicio ·Noticias · Artículo

El Gobierno de Panamá contrarresta huelga parcial del transporte masivo

Redacción

mguaman

|

Miércoles 08 de Julio de 2015 - 9:23
compártelo
  • PANAMÁ. Algunos efectivos policiales han comenzado a manejar los autobuses para brindar el servicio, según señalaron los huelguistas. Fotos: Archivo
PANAMÁ. Algunos efectivos policiales han comenzado a manejar los autobuses para brindar el servicio, según señalaron los huelguistas. Fotos: Archivo
Una huelga iniciada hoy por orden de los dirigentes de los chóferes del servicio público de autobuses en la capital panameña por demandas económicas ha recibido apoyo parcial de los conductores y una respuesta contundente del Gobierno de Panamá.
 
Ante el fracaso en la mediación que ejercía hasta la medianoche pasada el Ministerio de Trabajo, el titular de esta cartera, Luis Ernesto Carles, comunicó al país que se ordenaba "el arbitraje" para solucionar el conflicto y se autorizó a todo aquel que tenga un medio de transporte a prestar el servicio en la capital.
 
"El transporte es un servicio público y no se puede detener", sentenció Carles en un comunicado y lo ratificó hoy en su cuenta de la red social Twitter, aunque reiteró que está dispuesto a impulsar el diálogo entre los operadores y la empresa.
 
El gerente de Mibus, Miguel Cardona, dijo a Efe que "el 90 %" de los conductores de autobuses de la empresa han salido a trabajar normalmente, lo cual "muestra su compromiso y que son respetuosos con el servicio público".
 
Mibus es la empresa colombiana concesionaria del transporte masivo en la capital panameña que desde 2010 brinda el servicio, actualmente con 1.236 autobuses y cerca de 3.500 empleados.
 
Cardona señaló, al respecto, que "estamos atentos a las formalidades de la notificación para asistir al arbitraje, tanto la empresa como el Gobierno estamos de acuerdo en resolver esta situación con el diálogo y ser muy prudentes en medio de las dificultades".
 
De acuerdo con medios locales, decenas de conductores de Mibus, operadora del Metrobús, amanecieron prestando el servicio de transporte desde varios puntos de la periferia de la capital, aunque otros que apoyan el paro están en los patios de la empresa vigilados por la Policía y algunos dijeron a los periodistas que fueron retenidos por los agentes del orden público.
 
Algunos efectivos policiales han comenzado a manejar los autobuses para brindar el servicio, según señalaron los huelguistas.
 
El Gobierno está negociando el retiro de Mibus de Panamá, pero los trabajadores exigen que se les pague ya sus prestaciones y horas extras que se les debe, sin que aun se halla terminado la transacción, pese a las garantías que el Estado les ha dado que se les va a compensar adecuadamente, conforme a la ley laboral.
 
Cardona enfatizó que la empresa está de acuerdo con la negociación y que espera que "se concluya lo más rápido posible".
 
La empresa cumple con el contrato de concesión, dado por el Gobierno anterior de Ricardo Martinelli (2009-2014), pero las condiciones del pacto son "leoninas" para Panamá, según lo ha expresado la administración actual, por lo que ha decidido recuperar el servicio para entregarlo a otra concesionaria.
 
El plan del Gobierno del presidente panameño, Juan Carlos Varela, es integrar el servicio de autobuses con el del Metro de Panamá para estructurar una sola tarifa de transporte.
 
Mas de un millón de personas se trasladan diariamente en la capital panameña entre el metro, el transporte masivo y selectivo
Fuente: EFE

Una huelga iniciada hoy por orden de los dirigentes de los chóferes del servicio público de autobuses en la capital panameña por demandas económicas ha recibido apoyo parcial de los conductores y una respuesta contundente del Gobierno de Panamá.

 

Ante el fracaso en la mediación que ejercía hasta la medianoche pasada el Ministerio de Trabajo, el titular de esta cartera, Luis Ernesto Carles, comunicó al país que se ordenaba "el arbitraje" para solucionar el conflicto y se autorizó a todo aquel que tenga un medio de transporte a prestar el servicio en la capital.

 

"El transporte es un servicio público y no se puede detener", sentenció Carles en un comunicado y lo ratificó hoy en su cuenta de la red social Twitter, aunque reiteró que está dispuesto a impulsar el diálogo entre los operadores y la empresa.

 

El gerente de Mibus, Miguel Cardona, dijo a Efe que "el 90 %" de los conductores de autobuses de la empresa han salido a trabajar normalmente, lo cual "muestra su compromiso y que son respetuosos con el servicio público".

 

Mibus es la empresa colombiana concesionaria del transporte masivo en la capital panameña que desde 2010 brinda el servicio, actualmente con 1.236 autobuses y cerca de 3.500 empleados.

 

Cardona señaló, al respecto, que "estamos atentos a las formalidades de la notificación para asistir al arbitraje, tanto la empresa como el Gobierno estamos de acuerdo en resolver esta situación con el diálogo y ser muy prudentes en medio de las dificultades".

 

De acuerdo con medios locales, decenas de conductores de Mibus, operadora del Metrobús, amanecieron prestando el servicio de transporte desde varios puntos de la periferia de la capital, aunque otros que apoyan el paro están en los patios de la empresa vigilados por la Policía y algunos dijeron a los periodistas que fueron retenidos por los agentes del orden público.

 

Algunos efectivos policiales han comenzado a manejar los autobuses para brindar el servicio, según señalaron los huelguistas.

 

El Gobierno está negociando el retiro de Mibus de Panamá, pero los trabajadores exigen que se les pague ya sus prestaciones y horas extras que se les debe, sin que aun se halla terminado la transacción, pese a las garantías que el Estado les ha dado que se les va a compensar adecuadamente, conforme a la ley laboral.

 

Cardona enfatizó que la empresa está de acuerdo con la negociación y que espera que "se concluya lo más rápido posible".

 

La empresa cumple con el contrato de concesión, dado por el Gobierno anterior de Ricardo Martinelli (2009-2014), pero las condiciones del pacto son "leoninas" para Panamá, según lo ha expresado la administración actual, por lo que ha decidido recuperar el servicio para entregarlo a otra concesionaria.

 

El plan del Gobierno del presidente panameño, Juan Carlos Varela, es integrar el servicio de autobuses con el del Metro de Panamá para estructurar una sola tarifa de transporte.

 

Mas de un millón de personas se trasladan diariamente en la capital panameña entre el metro, el transporte masivo y selectivo

 

SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES

* campos requeridos
Frecuencia Correos *