Crónica roja

153 reos fueron trasladados desde la cárcel de Santo Domingo a otras provincias

Esto luego de la masacre del pasado lunes que dejó 44 fallecidos tras un amotinamiento por parte de miembros de dos bandas criminales.


14 may 2022 , 09:29

Las autoridades del Servicio de Personas Privadas de la Libertad (SNAI) realizaron el jueves 12 de mayo, el traslado de 153 reos desde la cárcel de Santo Domingo de los Tsáchilas a centros de otras provincias. Esto luego de la masacre del pasado lunes que dejó 44 fallecidos tras un amotinamiento por parte de miembros de dos bandas criminales. El operativo de traslado contó con apoyo de agentes de la Policía Nacional y las Fuerzas Armadas.

Este martes el alcalde de Cuenca, Pedro Palacios, anunció que había pedido a varias instituciones del Estado confirmar si varios reos fueron llevados o iban a ser trasladados a la cárcel de Turi desde Santo Domingo.

Desde el Municipio de Cuenca se ha rechazado cualquier intento de traslado a la cárcel de Turi.

Este miércoles la prisión de Santo Domingo fue escenario de nuevos desórdenes, según confirmó el SNAI.

"Se activaron inmediatamente los protocolos de seguridad, con las instituciones a cargo: Policía y Fuerzas Armadas, ante alerta de incidentes en el Centro de Privación de Libertad de Santo Domingo Nº1", indicó en Twitter el organismo que regenta las cárceles ecuatorianas.

Al parecer, varios presos se subieron a los techos de las instalaciones de la cárcel para exigir protección.

Los hechos ocurrieron de mañana en el centro de rehabilitación social de Bellavista, donde ocurrió la matanza el lunes y de la que 220 presos lograron escapar, aunque han sido recapturados 200, según las autoridades, que han ofrecido a la ciudadanía 5.000 dólares por información que ayude a detener a los aún fugados.

Videos difundidos en redes sociales mostraron esta mañana a varios presos encaramados en un techo metálico gritando a miembros de las fuerzas de seguridad, además de uniformados militares acordonando el perímetro de la prisión.

Audios atribuidos a presos de mediana seguridad de esa prisión y distribuidos por redes también dieron cuenta de algún tipo de incidente y la alarma causada entre los reos por la presunta llegada al pabellón de integrantes de grupos organizados.