¿Qué importancia tienen las actividades extracurriculares?

Un punto fundamental a la hora de escoger la actividad es la edad que tiene el niño.

  • Un punto fundamental a la hora de escoger la actividad es la edad que tiene el niño. Foto referencial / elbloginfantil.com
27 Marzo, 2018, 12:48 pm
Por: Redacción 

Hay que partir tomando en cuenta que no se debe sobrecargar a los niños con un exceso de actividades extraescolares, pues los pequeños también necesitan descansar. Una vez que se ha valorado este punto, podemos apuntar a una variedad de actividades extraescolares para nuestros hijos. 
 
Un factor decisivo a la hora de seleccionar la actividad extraescolar más adecuada para él es la edad del niño.
 
Los deportes están a la cabeza de las preferencias tanto de los niños como de sus padres. Recuerde que cada tipo de actividad impulsa un aspecto diferente del desarrollo del pequeño. El nivel de desarrollo psicomotor es primordial a la hora de decantarse por deporte.
 
 
A partir de los 4 años de edad

 
El dibujo facilita que los niños expresen emociones y sensaciones. Estimula la comunicación, la creatividad, el autocontrol y la confianza.
 
La danza motiva la expresión y la comunicación corporal. Además estimula la coordinación y el trabajo en grupo.
 
La natación se recomienda desde los cuatro años de edad. Antes el desarrollo psicomotriz de los pequeños no está apto para aprender esta actividad.
 
 
 
 
 
 
 
 




Foto: pxhere.com

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Desde los 5 años


 
El fútbol estimula los reflejos, la velocidad y resalta la competición en grupo.
 
El baloncesto controla las acciones individuales para adaptarlas al grupo. Este deporte desarrolla la rapidez y la flexibilidad, además aumenta la resistencia y la coordinación de movimientos.
 
Las artes marciales ayudan a desarrollar la concentración, la fuerza, y flexibilidad, y enseñan importantes valores como la integridad, la honestidad y la autodisciplina. 
 
La gimnasia artística impulsa las habilidades motrices, estimula el conocimiento del cuerpo y del ritmo.
 
 
 
 
 
 





Foto: pxhere.com
 
 
 
 
 
 
 


 
A  partir de los 6 años
 


 
Los instrumentos musicales favorecen la inteligencia musical y el sentido del ritmo. Además desarrollan la coordinación y la concentración.
 
La pintura, además de promover la concentración y la tranquilidad, motiva la capacidad creativa y la destreza manual y visual.
 
El patinaje estimula la velocidad y la coordinación motora. También desarrolla los músculos, los muslos y las piernas. 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 



 
Foto: pxhere.com
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 
Desde los 7 años

 
El ajedrez estimula la memoria y la concentración. La práctica enseña a tomar decisiones, sortear errores y disfrutar los aciertos. 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 



 

 
Foto: ccarreter.blogspot.com
 
 
 
 
 
 
 
 


 
A partir de los 8 años


 
El teatro infantil estimula la creatividad y la seguridad en uno mismo. Esta actividad favorece el control de la memoria, la lectura y los movimientos corporales. 
 

 
 
Hay que partir tomando en cuenta que no se debe sobrecargar a los niños con un exceso de actividades extraescolares, pues los pequeños también necesitan descansar. Una vez que se ha valorado este punto, podemos apuntar a una variedad de actividades extraescolares para nuestros hijos. 
 
Un factor decisivo a la hora de seleccionar la actividad extraescolar más adecuada para él es la edad del niño.
 
Los deportes están a la cabeza de las preferencias tanto de los niños como de sus padres. Recuerde que cada tipo de actividad impulsa un aspecto diferente del desarrollo del pequeño. El nivel de desarrollo psicomotor es primordial a la hora de decantarse por deporte. 
 
A partir de los 4 años de edad 
El dibujo facilita que los niños expresen emociones y sensaciones. Estimula la comunicación, la creatividad, el autocontrol y la confianza. 
La danza motiva la expresión y la comunicación corporal. Además estimula la coordinación y el trabajo en grupo. 
La natación se recomienda desde los cuatro años de edad. Antes el desarrollo psicomotriz de los pequeños no está apto para aprender esta actividad. 
 
 
 
 
 
 
 
Foto: pxhere.com 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Desde los 5 años 
El fútbol estimula los reflejos, la velocidad y resalta la competición en grupo. 
El baloncesto controla las acciones individuales para adaptarlas al grupo. Este deporte desarrolla la rapidez y la flexibilidad, además aumenta la resistencia y la coordinación de movimientos. 
Las artes marciales ayudan a desarrollar la concentración, la fuerza, y flexibilidad, y enseñan importantes valores como la integridad, la honestidad y la autodisciplina.  
La gimnasia artística impulsa las habilidades motrices, estimula el conocimiento del cuerpo y del ritmo.
 
 
 
 
 
 
Foto: pxhere.com 
 
 
 
 
 
 
 
A  partir de los 6 años
 
 
Los instrumentos musicales favorecen la inteligencia musical y el sentido del ritmo. Además desarrollan la coordinación y la concentración. 
La pintura, además de promover la concentración y la tranquilidad, motiva la capacidad creativa y la destreza manual y visual. 
El patinaje estimula la velocidad y la coordinación motora. También desarrolla los músculos, los muslos y las piernas. 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Foto: pxhere.com
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Desde los 7 años 
El ajedrez estimula la memoria y la concentración. La práctica enseña a tomar decisiones, sortear errores y disfrutar los aciertos. 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Foto: ccarreter.blogspot.com
 
 
 
 
 
 
 
 
 
A partir de los 8 años 
El teatro infantil estimula la creatividad y la seguridad en uno mismo. Esta actividad favorece el control de la memoria, la lectura y los movimientos corporales.  
 
 
SUSCRÍBETE a Ecuavisa.com
SUSCRÍBETE
Recibe un correo semanal de los acontecimientos más importantes a nivel nacional e internacional.
Le puede interesar
SUSCRÍBETE a Ecuavisa.com
SUSCRÍBETE
Recibe un correo semanal de los acontecimientos más importantes a nivel nacional e internacional.
TEMAS RELACIONADOS