Padres de ecuatoriana muerta en atentando en Bogotá reclaman ascenso post mortem

El 17 de enero de 2019, 22 cadetes de una escuela policial murieron tras una explosión.

Erika Chico estudiaba en Bogotá para ser subteniente de policía.
14 Enero, 2020, 6:16 pm
Por: Televistazo y Redacción 
Este viernes 17 de enero se cumple un año del atentado terrorista en una escuela policial de Bogotá, que cobró la vida de 22 cadetes, entre ellos, la ecuatoriana Erika Sofía Chico Vallejo. 
 
Aquel jueves, un vehículo de la organización terrorista Ejército de Liberación Nacional (ELN) irrumpió en las instalaciones de la Escuela General Santander, en la capital colombiana. El carro estaba cargado con al menos 80 kilos de pentolita. Pasada las 09:35 explotó. 
 
Según la Fiscalía del vecino país, el conductor era José Aldemar Rojas Rodríguez, alias “El Mocho” o “Kiko", quien también murió. El ELN venía preparando el ataque desde marzo de 2018. 
 
Tras el fallecimiento de Erika, el Gobierno reaptrió su cuerpo. Ya en el país se brindaron todos los honores y se ofreció un ascenso post mortem; sin embargo, esta promesa aún no se cumple. 
 
Los padres de Erika, Elizabeth y Roberto Chico, reclaman al régimen que oficialice su promesa. Señalan que en Colombia se le otorgó la nacionalidad por adopción y reciben los beneficios pensionales y prestacionales de un subteniente de policía. 
 
Ecuavisa ha solicitado una versión del Ministerio de Gobierno, pero aún no brindan una respuesta. 
 
Revise el reportaje completo: 
 

 
 
 
Este viernes 17 de enero se cumple un año del atentado terrorista en una escuela policial de Bogotá, que cobró la vida de 22 cadetes, entre ellos, la ecuatoriana Erika Sofía Chico Vallejo. 
 
Aquel jueves, un vehículo de la organización terrorista Ejército de Liberación Nacional (ELN) irrumpió en las instalaciones de la Escuela General Santander, en la capital colombiana. El carro estaba cargado con al menos 80 kilos de pentolita. Pasada las 09:35 explotó. 
 
Según la Fiscalía del vecino país, el conductor era José Aldemar Rojas Rodríguez, alias “El Mocho” o “Kiko", quien también murió. El ELN venía preparando el ataque desde marzo de 2018. 
 
Tras el fallecimiento de Erika, el Gobierno reaptrió su cuerpo. Ya en el país se brindaron todos los honores y se ofreció un ascenso post mortem; sin embargo, esta promesa aún no se cumple. 
 
Los padres de Erika, Elizabeth y Roberto Chico, reclaman al régimen que oficialice su promesa. Señalan que en Colombia se le otorgó la nacionalidad por adopción y reciben los beneficios pensionales y prestacionales de un subteniente de policía. 
 
Ecuavisa ha solicitado una versión del Ministerio de Gobierno, pero aún no brindan una respuesta. 
 
Revise el reportaje completo: