Acoso sexual, una constante en 4 universidades de Quito

El 56 % de las situaciones de acoso sexual a estudiantes "fueron realizadas por sus pares"

Acoso sexual, una constante en 4 universidades de Quito. Foto: Referencial
20 Noviembre, 2019, 3:57 pm
Por: EFE 
El acoso sexual es una constante en cuatro universidades de la capital ecuatoriana, según un estudio revelado este miércoles, que detalla que las mujeres y los integrantes de la comunidad LGBTI son los más afectados.
 
De acuerdo al estudio, cinco de cada diez estudiantes mujeres han sufrido, al menos una vez en su vida académica, una situación de acoso sexual, al igual que seis de cada diez estudiantes con orientación sexual diversa.
 
El acoso sexual "es una constante en todos los estamentos", aseguró a Efe María de Lourdes Larrea, representante de la Universidad Andina, que participó en el estudio.
 
Por temas de confidencialidad, los investigadores no han revelado públicamente el nombre de las cuatro universidades privadas, públicas, de pregrado y de posgrado de Quito, cuyos resultados se revelaron este miércoles, y que albergan una comunidad de 40.000 personas.
 
Adelantaron que el denominado "Estudio de prevalencia del acoso sexual en las Instituciones de Educación Superior del Ecuador", se despliega también en otras entidades de su tipo en el país andino y se prevé conocer los resultados finales en 2021.
 
El 56 % de las situaciones de acoso sexual a estudiantes "fueron realizadas por sus pares", el 75 % las protagonizaron varones, de acuerdo al estudio.
 
Los resultados revelados este miércoles surgieron de una muestra de 5.186 estudiantes, 607 docentes y 684 trabajadores del área administrativa y personal de servicios.
 
En el área de docentes, el estudio reveló que cuatro de cada diez mujeres han sido acosadas, al menos una vez durante su vida universitaria, lo que representa "más del doble que sus compañeros varones".
 
Tres de cada cuatro situaciones de acoso las realizaron varones, anota el estudio que, en los resultados en personal administrativo y de servicios, revela que 3 de cada 10 mujeres han vivido alguna vez acoso sexual en el ámbito universitario.
 
"En este grupo, el acoso no verbal es el más prominente, seguido del acoso verbal, del físico y del abuso de poder", explicaron los investigadores en una rueda de prensa.
 
Entre las conclusiones del estudio figura que el acoso sexual "está presente en las universidades y ocurre en todos los estamentos" y que el acoso se presenta en mayor proporción en "las relaciones entre pares".
 
"Tres de cada cuatro personas que acosan en las instituciones de educación superior son hombres", concluye el estudio.
 
En una rueda de prensa, Paz Guarderas, profesora de la Universidad Salesiana, destacó la importancia del estudio que ofreció por primera vez, con una amplia muestra, cifras de la violencia de género en las universidades.
 
El fin de este tipo de estudios -dijo- no sólo es penalizar el acoso sexual sino, principalmente, poder generar procesos de transformación de los patrones socio-culturales en lo cotidiano.
 
En la exposición de los resultados de la investigación, la vicerrectora académica de la Universidad Central de Ecuador, María Augusta Espín, destacó que los datos dejan en evidencia que la relación entre pares "está basándose en la violencia".
 
"Al parecer las relaciones de acercamiento a los otros, de socialización, de cortejo están mediados por el tema de la violencia", se lamentó. 
El acoso sexual es una constante en cuatro universidades de la capital ecuatoriana, según un estudio revelado este miércoles, que detalla que las mujeres y los integrantes de la comunidad LGBTI son los más afectados.
 
De acuerdo al estudio, cinco de cada diez estudiantes mujeres han sufrido, al menos una vez en su vida académica, una situación de acoso sexual, al igual que seis de cada diez estudiantes con orientación sexual diversa.
 
El acoso sexual "es una constante en todos los estamentos", aseguró a Efe María de Lourdes Larrea, representante de la Universidad Andina, que participó en el estudio.
 
Por temas de confidencialidad, los investigadores no han revelado públicamente el nombre de las cuatro universidades privadas, públicas, de pregrado y de posgrado de Quito, cuyos resultados se revelaron este miércoles, y que albergan una comunidad de 40.000 personas.
 
Adelantaron que el denominado "Estudio de prevalencia del acoso sexual en las Instituciones de Educación Superior del Ecuador", se despliega también en otras entidades de su tipo en el país andino y se prevé conocer los resultados finales en 2021.
 
El 56 % de las situaciones de acoso sexual a estudiantes "fueron realizadas por sus pares", el 75 % las protagonizaron varones, de acuerdo al estudio.
 
Los resultados revelados este miércoles surgieron de una muestra de 5.186 estudiantes, 607 docentes y 684 trabajadores del área administrativa y personal de servicios.
 
En el área de docentes, el estudio reveló que cuatro de cada diez mujeres han sido acosadas, al menos una vez durante su vida universitaria, lo que representa "más del doble que sus compañeros varones".
 
Tres de cada cuatro situaciones de acoso las realizaron varones, anota el estudio que, en los resultados en personal administrativo y de servicios, revela que 3 de cada 10 mujeres han vivido alguna vez acoso sexual en el ámbito universitario.
 
"En este grupo, el acoso no verbal es el más prominente, seguido del acoso verbal, del físico y del abuso de poder", explicaron los investigadores en una rueda de prensa.
 
Entre las conclusiones del estudio figura que el acoso sexual "está presente en las universidades y ocurre en todos los estamentos" y que el acoso se presenta en mayor proporción en "las relaciones entre pares".
 
"Tres de cada cuatro personas que acosan en las instituciones de educación superior son hombres", concluye el estudio.
 
En una rueda de prensa, Paz Guarderas, profesora de la Universidad Salesiana, destacó la importancia del estudio que ofreció por primera vez, con una amplia muestra, cifras de la violencia de género en las universidades.
 
El fin de este tipo de estudios -dijo- no sólo es penalizar el acoso sexual sino, principalmente, poder generar procesos de transformación de los patrones socio-culturales en lo cotidiano.
 
En la exposición de los resultados de la investigación, la vicerrectora académica de la Universidad Central de Ecuador, María Augusta Espín, destacó que los datos dejan en evidencia que la relación entre pares "está basándose en la violencia".
 
"Al parecer las relaciones de acercamiento a los otros, de socialización, de cortejo están mediados por el tema de la violencia", se lamentó. 

NOTICIAS DESTACADAS