3.000 estudiantes retoman clases en el renovado colegio Aguirre Abad

Alumnos, profesores y padres de familia recibieron talleres durante este periodo.

26 Agosto, 2013, 1:57 pm
Por: Redacción 
Cerca de 3.000 estudiantes del colegio Aguirre Abad reiniciaron clases después de una semana de suspensión ordenada por el Ministerio de Educación. Durante ese periodo se atendió los problemas de indisciplina y presunto consumo de drogas. 
 
Un animado concierto de rock sirvió para inaugurar la nueva cara de la Unidad Educativa Francisco Xavier Aguirre Abad. Así, se pretende comprometer a los estudiantes en el proceso de cambio de la institución que en febrero del 2014 cumplirá 70 años.
 
Desde el pasado mes de junio, la infraestructura del plantel fue remodelada durante la intervención del Ministerio. La subsecretaria de Educación, María Dolores Cedeño, señaló que se renovaron todas las aulas, los pupitres y hasta se incluyó cámaras de seguridad.
 
Padres de familia y cerca de 120 profesores participaron en talleres con el Ministerio de Salud, el Consep, la Dinapen y la Alcaldía para establecer procedimientos adecuados para los estudiantes que estén involucrados en indisciplina y consumo o venta de drogas. 
 
Asimismo, el  rol de los estudiantes en el proceso ha sido fundamental, en los talleres se les recordó sus responsabilidades y derechos. Para ellos se contrató además a 12 psicólogos educativos.
 
En seis semanas comenzará la segunda fase de la intervención que pretende reforzar el comité de padres de familia para que sean ellos los propios guardianes de sus hijos, dentro y fuera del colegio. 
Cerca de 3.000 estudiantes del colegio Aguirre Abad reiniciaron clases después de una semana de suspensión ordenada por el Ministerio de Educación. Durante ese periodo se atendió los problemas de indisciplina y presunto consumo de drogas. 
 
Un animado concierto de rock sirvió para inaugurar la nueva cara de la Unidad Educativa Francisco Xavier Aguirre Abad. Así, se pretende comprometer a los estudiantes en el proceso de cambio de la institución que en febrero del 2014 cumplirá 70 años.
 
Desde el pasado mes de junio, la infraestructura del plantel fue remodelada durante la intervención del Ministerio. La subsecretaria de Educación, María Dolores Cedeño, señaló que se renovaron todas las aulas, los pupitres y hasta se incluyó cámaras de seguridad.
 
Padres de familia y cerca de 120 profesores participaron en talleres con el Ministerio de Salud, el Consep, la Dinapen y la Alcaldía para establecer procedimientos adecuados para los estudiantes que estén involucrados en indisciplina y consumo o venta de drogas. 
 
Asimismo, el  rol de los estudiantes en el proceso ha sido fundamental, en los talleres se les recordó sus responsabilidades y derechos. Para ellos se contrató además a 12 psicólogos educativos.
 
En seis semanas comenzará la segunda fase de la intervención que pretende reforzar el comité de padres de familia para que sean ellos los propios guardianes de sus hijos, dentro y fuera del colegio.