Astronautas de la NASA se preparan para aterrizar en un asteroide

Ellos practican el aterrizaje en una piscina de 12 metros de profundidad de un centro espacial.

EE.UU.- Dos de sus astronautas practican el aterrizaje en una piscina de 12 metros de profundidad. Foto tomada de La Tercera
13 Mayo, 2014, 12:38 pm
Por: Redacción 
La NASA planea capturar un pequeño asteroide para remolcarlo y ponerlo sobre la órbita de la Luna, donde astronautas a bordo de una nave Orion llegarían a explorarlo y recoger muestras.
 
En el marco de este proyecto, la agencia espacial realiza todos los preparativos para concretar esta misión, prevista para la década del 2020. Por ejemplo, la semana pasada dos astronautas -Stan Love y Steve Bowen-, estuvieron practicando en una piscina de 12 metros de profundidad, ubicada en el Centro Espacial Johnson.
 
La idea de este ejercicio es que además de tener la sensación de falta de gravedad necesaria para la práctica de caminatas espaciales, los astronautas lograron ensayar con una maqueta de la cápsula Orion instalada dentro de la piscina.
 
Una de las metas principales de esta misión es obtener una muestra del núcleo de un asteroide, algo que podría proporcionar información sobre la edad del sistema solar y cómo se formó. Por lo mismo, es necesario utilizar las herramientas correctas que sean funcionales en el espacio.
 
"Estamos trabajando en las técnicas y herramientas que podríamos utilizar algún día para explorar un pequeño asteroide (...) Esa es nuestra tarea principal, estamos viendo herramientas que usaríamos para eso, cómo nos gustaría tomar las muestras", explica Love.
 
También se evaluó una versión del traje espacial que podría ser usado en una misión de este tipo, donde se necesita gran movilidad.
 
La NASA señala que probablemente se necesiten más modificaciones, pues las condiciones son distintas. Así lo señala Bowen, tras las pruebas: "No puedo estirar mis brazos tan lejos como en la EEI. (...) Estas tareas son excepcionales para ayudarnos a desarrollar lo que se debe modificar".
 
Mientras se realizan estos ensayos, la Nasa se encuentra trabajando para identificar un asteroide que pueda ser alcanzado para concretar la misión.
 
Con información de La Tercera
La NASA planea capturar un pequeño asteroide para remolcarlo y ponerlo sobre la órbita de la Luna, donde astronautas a bordo de una nave Orion llegarían a explorarlo y recoger muestras.
 
En el marco de este proyecto, la agencia espacial realiza todos los preparativos para concretar esta misión, prevista para la década del 2020. Por ejemplo, la semana pasada dos astronautas -Stan Love y Steve Bowen-, estuvieron practicando en una piscina de 12 metros de profundidad, ubicada en el Centro Espacial Johnson.
 
La idea de este ejercicio es que además de tener la sensación de falta de gravedad necesaria para la práctica de caminatas espaciales, los astronautas lograron ensayar con una maqueta de la cápsula Orion instalada dentro de la piscina.
 
Una de las metas principales de esta misión es obtener una muestra del núcleo de un asteroide, algo que podría proporcionar información sobre la edad del sistema solar y cómo se formó. Por lo mismo, es necesario utilizar las herramientas correctas que sean funcionales en el espacio.
 
"Estamos trabajando en las técnicas y herramientas que podríamos utilizar algún día para explorar un pequeño asteroide (...) Esa es nuestra tarea principal, estamos viendo herramientas que usaríamos para eso, cómo nos gustaría tomar las muestras", explica Love.
 
También se evaluó una versión del traje espacial que podría ser usado en una misión de este tipo, donde se necesita gran movilidad.
 
La NASA señala que probablemente se necesiten más modificaciones, pues las condiciones son distintas. Así lo señala Bowen, tras las pruebas: "No puedo estirar mis brazos tan lejos como en la EEI. (...) Estas tareas son excepcionales para ayudarnos a desarrollar lo que se debe modificar".
 
Mientras se realizan estos ensayos, la Nasa se encuentra trabajando para identificar un asteroide que pueda ser alcanzado para concretar la misión.
 
Con información de La Tercera