Países europeos activan mecanismo para obligar a Irán a respetar acuerdo nuclear

Esta decisión se produce en un contexto de tensión entre los países occidentales y Teherán

El pasado 5 de enero, Irán anunció la "quinta y última fase" de reducción de compromisos. Foto: AFP
14 Enero, 2020, 7:21 am
Por: AFP 
Los tres países europeos firmantes del acuerdo nuclear iraní (Francia, Reino Unido y Alemania) activaron el mecanismo de resolución de diferendos previsto en el pacto para obligar a Teherán a volver a respetar sus compromisos, anunciaron sus ministros de Relaciones Exteriores en un comunicado.
 
"Al hacer esto, nuestros tres países no se suman a la campaña que tiende a ejercer una presión máxima contra Irán", agregaron, dejando entender que no querían unirse a la política de sanciones de Estados Unidos.
 
Esta decisión de los países europeos se produce en un contexto de tensión entre los países occidentales y Teherán, tras el asesinato del general iraní Qasem Soleimani en un bombardeo estadounidense, y el derribo involuntario por un misil irani de un avión comercial ucraniano, que causó 176 muertos.
 
El pasado 5 de enero, Irán anunció la "quinta y última fase" de reducción de sus compromisos nucleares como reacción a la salida en 2018 de Estados Unidos del acuerdo firmado en 2015, que dio paso a sanciones de Washington contra la República islámica.
 
"No nos queda otra opción, dadas las medidas adoptadas por Irán, que expresar nuestra preocupación por el hecho de que Irán no respeta sus compromisos (...)" y por ello activar el mecanismo de resolución de diferendos, subrayan los tres países europeos, que reiteran sin embargo su apego al acuerdo de 2015.
 
Los tres países europeos firmantes del acuerdo nuclear iraní (Francia, Reino Unido y Alemania) activaron el mecanismo de resolución de diferendos previsto en el pacto para obligar a Teherán a volver a respetar sus compromisos, anunciaron sus ministros de Relaciones Exteriores en un comunicado.
 
"Al hacer esto, nuestros tres países no se suman a la campaña que tiende a ejercer una presión máxima contra Irán", agregaron, dejando entender que no querían unirse a la política de sanciones de Estados Unidos.
 
Esta decisión de los países europeos se produce en un contexto de tensión entre los países occidentales y Teherán, tras el asesinato del general iraní Qasem Soleimani en un bombardeo estadounidense, y el derribo involuntario por un misil irani de un avión comercial ucraniano, que causó 176 muertos.
 
El pasado 5 de enero, Irán anunció la "quinta y última fase" de reducción de sus compromisos nucleares como reacción a la salida en 2018 de Estados Unidos del acuerdo firmado en 2015, que dio paso a sanciones de Washington contra la República islámica.
 
"No nos queda otra opción, dadas las medidas adoptadas por Irán, que expresar nuestra preocupación por el hecho de que Irán no respeta sus compromisos (...)" y por ello activar el mecanismo de resolución de diferendos, subrayan los tres países europeos, que reiteran sin embargo su apego al acuerdo de 2015.