Tuit de supuesto tsunami crea alarma en El Salvador

La embajada de EEUU en el país centroamericano emitió la alerta. Después fue descartada.

El Ministerio del Medio Ambiente de El Salvador descartó la alerta. Foto: @MedioAmbienteSV
11 Noviembre, 2019, 7:19 pm
Por: AFP 
Un tuit que alertó de un supuesto tsunami en la costa del Pacífico encendió este lunes 11 de noviembre las alarmas en El Salvador, donde el presidente Nayib Bukele pidió primero a la población en la costa "movilizarse" para resguardarse, antes de desmentir la emergencia.
 
La confusión comenzó con un mensaje en Twitter de la embajada estadounidense en El Salvador, en el cual alertaba del riesgo de tsunami, seguido por mensajes de Bukele en la misma red llamando a tomar precauciones, aunque luego el propio mandatario admitió que la amenaza estaba descartada.
 
"Un avión del Departamento de Defensa de los EEUU detectó un posible tsunami aproximadamente a 600 millas de la frontera entre El Salvador y Nicaragua", alertó la embajada norteamericana en San Salvador.
Bukele se hizo eco del mensaje y pidió a los residentes en la zona costera "movilizarse a tierras más altas", así como "sacar las pequeñas embarcaciones del agua".
 
Tras la indicación de Bukele, las entidades de Protección Civil se declararon en "estado de emergencia", aunque no llegaron a realizar evacuaciones.
 
Posteriormente, el Ministerio de Medio Ambiente (MARN) aclaró en su cuenta de Twitter que "de momento no hemos detectado ninguna actividad anormal" en su centro de monitoreo.
 
En efecto, el mismo presidente Bukele se encargó de asegurar que "gracias a Dios no hay amenaza de tsunami para El Salvador", después de la alarma que generó en redes sociales.
La embajada estadounidense aclaró que optó por emitir la información del posible tsunami "por precaución (...) dada la rapidez con la que se mueven".
 
La advertencia provocó reacciones en otros países centroamericanos, cuyos sistemas de alerta negaron la emergencia.
 
En Costa Rica, el Sistema Nacional de Monitoreo de Tsunamis descartó que existiera "peligro" de tsunami y aseguró que "se trata de un oleaje de tormenta".
 
En tanto, el Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (INETER) calificó la información sobre el supuesto tsunami como "falsa".
 
El Centro de Asesoramiento de Tsunami para América Central (CATAC), con sede en el INETER de Nicaragua, aclaró que "no ha registrado ningún evento que pueda generar tsunami".
Un tuit que alertó de un supuesto tsunami en la costa del Pacífico encendió este lunes 11 de noviembre las alarmas en El Salvador, donde el presidente Nayib Bukele pidió primero a la población en la costa "movilizarse" para resguardarse, antes de desmentir la emergencia.
 
La confusión comenzó con un mensaje en Twitter de la embajada estadounidense en El Salvador, en el cual alertaba del riesgo de tsunami, seguido por mensajes de Bukele en la misma red llamando a tomar precauciones, aunque luego el propio mandatario admitió que la amenaza estaba descartada.
 
"Un avión del Departamento de Defensa de los EEUU detectó un posible tsunami aproximadamente a 600 millas de la frontera entre El Salvador y Nicaragua", alertó la embajada norteamericana en San Salvador.
Bukele se hizo eco del mensaje y pidió a los residentes en la zona costera "movilizarse a tierras más altas", así como "sacar las pequeñas embarcaciones del agua".
 
Tras la indicación de Bukele, las entidades de Protección Civil se declararon en "estado de emergencia", aunque no llegaron a realizar evacuaciones.
 
Posteriormente, el Ministerio de Medio Ambiente (MARN) aclaró en su cuenta de Twitter que "de momento no hemos detectado ninguna actividad anormal" en su centro de monitoreo.
 
En efecto, el mismo presidente Bukele se encargó de asegurar que "gracias a Dios no hay amenaza de tsunami para El Salvador", después de la alarma que generó en redes sociales.
La embajada estadounidense aclaró que optó por emitir la información del posible tsunami "por precaución (...) dada la rapidez con la que se mueven".
 
La advertencia provocó reacciones en otros países centroamericanos, cuyos sistemas de alerta negaron la emergencia.
 
En Costa Rica, el Sistema Nacional de Monitoreo de Tsunamis descartó que existiera "peligro" de tsunami y aseguró que "se trata de un oleaje de tormenta".
 
En tanto, el Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (INETER) calificó la información sobre el supuesto tsunami como "falsa".
 
El Centro de Asesoramiento de Tsunami para América Central (CATAC), con sede en el INETER de Nicaragua, aclaró que "no ha registrado ningún evento que pueda generar tsunami".

Tags Relacionados