Inicio ·Noticias · Artículo

Corea del Sur exige a Japón que se disculpe con esclavas sexuales coreanas

Redacción

gpinasco

|

Domingo 01 de Marzo de 2015 - 21:00
compártelo
  • Hasta 200.000 mujeres trabajaron en los burdeles del ejército imperial durante la II Guerra Mundial.
Hasta 200.000 mujeres trabajaron en los burdeles del ejército imperial durante la II Guerra Mundial.
La presidenta surcoreana, Park Geun-Hye, exigió de nuevo este domingo a Japón que se disculpe por el trato infligido a las coreanas obligadas a prostituirse en los burdeles del ejército japonés durante la II Guerra Mundial, dado que el "tiempo apremia".
 
Según la mayoría de los historiadores, hasta 200.000 mujeres trabajaron en los burdeles del ejército imperial durante la guerra, la mayoría coreanas pero también chinas, indonesias, filipinas y taiwanesas.
 
Las relaciones entre Seúl y Tokio son gélidas, sobre todo debido a este drama histórico que los conservadores en Japón minimizan. Algunos aseguran que estas mujeres, conocidas con el eufemismo de "mujeres de confort", eran prostitutas de profesión.
 
Park reiteró el domingo su pedido a las autoridades japonesas para que solucionen este asunto "por todos los medios" ya que el número de supervivientes se reduce cada día.
 
"Solo tenemos 53 supervivientes que tienen de media 90 años. El tiempo para restablecer su honor apremia", dijo la presidenta en un discurso pronunciado con motivo del aniversario del alzamiento de 1919 contra la ocupación de la península por Japón (1910-1945).
 
Japón ha reconocido oficialmente el sufrimiento de las mujeres asiáticas en la "declaración de Kono", en 1993, que lleva el nombre del secretario general del gobierno de la época que expresó las "disculpas" y los "remordimientos" de su país.
 
Pero una parte de la derecha realiza regularmente declaraciones ambiguas, al asegurar que estas mujeres eran prostitutas y no víctimas obligadas a prostituirse.
 
El nacionalista primer ministro, Shinzo Abe, y la presidenta surcoreana llegaron al poder casi al mismo tiempo a finales de 2012 y principios de 2013 y mantienen unas relaciones frías.
 
Otro diferendo es la reivindicación de la soberanía por ambos países de un archipiélago en el mar de Japón, que los coreanos conocen como mar del Este.
Fuente: AFP

La presidenta surcoreana, Park Geun-Hye, exigió de nuevo este domingo a Japón que se disculpe por el trato infligido a las coreanas obligadas a prostituirse en los burdeles del ejército japonés durante la II Guerra Mundial, dado que el "tiempo apremia".

 

Según la mayoría de los historiadores, hasta 200.000 mujeres trabajaron en los burdeles del ejército imperial durante la guerra, la mayoría coreanas pero también chinas, indonesias, filipinas y taiwanesas.

 

Las relaciones entre Seúl y Tokio son gélidas, sobre todo debido a este drama histórico que los conservadores en Japón minimizan. Algunos aseguran que estas mujeres, conocidas con el eufemismo de "mujeres de confort", eran prostitutas de profesión.

 

Park reiteró el domingo su pedido a las autoridades japonesas para que solucionen este asunto "por todos los medios" ya que el número de supervivientes se reduce cada día.

 

"Solo tenemos 53 supervivientes que tienen de media 90 años. El tiempo para restablecer su honor apremia", dijo la presidenta en un discurso pronunciado con motivo del aniversario del alzamiento de 1919 contra la ocupación de la península por Japón (1910-1945).

 

Japón ha reconocido oficialmente el sufrimiento de las mujeres asiáticas en la "declaración de Kono", en 1993, que lleva el nombre del secretario general del gobierno de la época que expresó las "disculpas" y los "remordimientos" de su país.

 

Pero una parte de la derecha realiza regularmente declaraciones ambiguas, al asegurar que estas mujeres eran prostitutas y no víctimas obligadas a prostituirse.

 

El nacionalista primer ministro, Shinzo Abe, y la presidenta surcoreana llegaron al poder casi al mismo tiempo a finales de 2012 y principios de 2013 y mantienen unas relaciones frías.

 

Otro diferendo es la reivindicación de la soberanía por ambos países de un archipiélago en el mar de Japón, que los coreanos conocen como mar del Este.

Formulario vía emBluemail
SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES
Le recomendamos