Inicio ·Noticias · Artículo

Faltan pupitres en el inicio de clases en la Sierra

Redacción

jzapata

|

Miércoles 04 de Septiembre de 2013 - 22:08
compártelo
En el Colegio Mejía de Quito hay alumnos que reciben clases sentados en el piso. Las autoridades aún esperan la reposición del mobiliario dado de baja por viejo,para dar facilidades a los alumnos.
 
Quienes llegaron temprano pudieron conseguir un pupitre, mientras tanto a otros estudiantes como Grace le tocó compartir asiento con su compañera. 
 
Otros alumnos vencidos por el cansancio se acomodaron como pudieron en el piso. Son historias que sorprenden en uno de los colegios insignes de la capital. Victor Comina, profesor de la institución, asegura que es la primera vez que se presenta esta situación.
 
En el Mejía estudian aproximadamente 5000 alumnos. En años anteriores recibía hasta 34 estudiantes por aula. Pero este 2013 hay paralelos en los cuales sobrepasan los 40. 
 
El subsecretario de Coordinación Educativa, Fredy Peñafiel, afirma que están terminando  las reposiciones de pupitres. Peñafiel argumenta que hay estudiantes recibiendo clases en el piso porque hay una migración de  93 mil alumnos a la educación pública.
 
Pero para el Gobierno este no es el único problema pues también las escuelas generan preocupación. El presidente Rafael Correa en conversatorio explicó que de las 18.000 escuelas existentes, en un proceso de consolidación, deberían quedar solamente en 5.500
 
Estos son algunos de los inconvenientes con los que el régimen se enfrenta en este período escolar.
 

En el Colegio Mejía de Quito hay alumnos que reciben clases sentados en el piso. Las autoridades aún esperan la reposición del mobiliario dado de baja por viejo,para dar facilidades a los alumnos.

 

Quienes llegaron temprano pudieron conseguir un pupitre, mientras tanto a otros estudiantes como Grace le tocó compartir asiento con su compañera. 

 

Otros alumnos vencidos por el cansancio se acomodaron como pudieron en el piso. Son historias que sorprenden en uno de los colegios insignes de la capital. Victor Comina, profesor de la institución, asegura que es la primera vez que se presenta esta situación.

 

En el Mejía estudian aproximadamente 5000 alumnos. En años anteriores recibía hasta 34 estudiantes por aula. Pero este 2013 hay paralelos en los cuales sobrepasan los 40. 

 

El subsecretario de Coordinación Educativa, Fredy Peñafiel, afirma que están terminando  las reposiciones de pupitres. Peñafiel argumenta que hay estudiantes recibiendo clases en el piso porque hay una migración de  93 mil alumnos a la educación pública.

 

Pero para el Gobierno este no es el único problema pues también las escuelas generan preocupación. El presidente Rafael Correa en conversatorio explicó que de las 18.000 escuelas existentes, en un proceso de consolidación, deberían quedar solamente en 5.500

 

Estos son algunos de los inconvenientes con los que el régimen se enfrenta en este período escolar.

 

Formulario vía emBluemail
SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES
Le recomendamos