Fiscalía investiga delito de odio por suicidio de niño

La unidad educativa donde estudiaba el menor es la misma a la que acudía Brithany Morán.

La unidad educativa donde estudiaba el menor es la misma a la que acudía Brithany Morán. Foto: Captura.
31 Mayo, 2018, 10:37 pm
Por: Redacción 
La Fiscalía abrió una investigación contra miembros de un centro educativo por el presunto delito de odio, ante el suicidio de un niño de 13 años que fue víctima de acoso escolar, según describió en una carta a sus padres antes de quitarse la vida. El caso ocurrió el 30 de noviembre de 2017. En ese mismo establecimiento de la ciudadela  Huancavilca, ubicado en el sur de Guayaquil, estudiaba Brithany Morán, la niña de 11 años que falleció tras sufrir una agresión en el colegio. 
 
 
Debido a los detalles proporcionados por el menor, la Fiscalía inició una investigación en el plantel del adolescente por presunto delito de odio. 
 
Cinco meses antes de la muerte del menor, la madre advirtió a las autoridades del plantel que su hijo era víctima de acoso por parte de dos compañeros. Ahora solo espera que la justicia haga lo propio. 
 
Por su parte, la subsecretaria de Educación, Ericka Lainez, detalla que se impartieron sanciones tras la denuncia y afirma que colaborarán con la investigación aperturada por la Fiscalía.
 
 
De acuerdo con el estudio de violencia entre pares en el sistema educativo, publicado por la Unicef y el Ministerio de Educación, en el país 6 de cada 10 estudiantes entre los 11 y los 18 años han sido víctimas de algún acto violento por parte de sus compañeros, mientras 1 de cada 5, ha sufrido acoso escolar. 
 
 
Redacción
La Fiscalía abrió una investigación contra miembros de un centro educativo por el presunto delito de odio, ante el suicidio de un niño de 13 años que fue víctima de acoso escolar, según describió en una carta a sus padres antes de quitarse la vida. El caso ocurrió el 30 de noviembre de 2017. En ese mismo establecimiento de la ciudadela  Huancavilca, ubicado en el sur de Guayaquil, estudiaba Brithany Morán, la niña de 11 años que falleció tras sufrir una agresión en el colegio. 
 
 
Debido a los detalles proporcionados por el menor, la Fiscalía inició una investigación en el plantel del adolescente por presunto delito de odio. 
 
Cinco meses antes de la muerte del menor, la madre advirtió a las autoridades del plantel que su hijo era víctima de acoso por parte de dos compañeros. Ahora solo espera que la justicia haga lo propio. 
 
Por su parte, la subsecretaria de Educación, Ericka Lainez, detalla que se impartieron sanciones tras la denuncia y afirma que colaborarán con la investigación aperturada por la Fiscalía.
 
 
De acuerdo con el estudio de violencia entre pares en el sistema educativo, publicado por la Unicef y el Ministerio de Educación, en el país 6 de cada 10 estudiantes entre los 11 y los 18 años han sido víctimas de algún acto violento por parte de sus compañeros, mientras 1 de cada 5, ha sufrido acoso escolar.