¿Cómo Luis Suárez logró anotar dos goles tras ser operado?

Redacción

bbc

|

Jueves 19 de Junio de 2014 - 23:08
compártelo
  • Hace apenas 28 días el jugador uruguayo salía en silla de ruedas de una operación de meniscos.
Hace apenas 28 días el jugador uruguayo salía en silla de ruedas de una operación de meniscos.

 

Calificado como "manosanta" por la prensa uruguaya, Ferreira fue quien aconsejó al futbolista que dejara las muletas poco después de la operación: "Empezá a caminar", le dijo.

Y luego siguió personalmente el trabajo de rehabilitación de Suárez, en su domicilio primero y luego en el búnker de la selección uruguaya.

"(Ferreira) es muy importante, por el control que va haciendo en el momento del esfuerzo y por acompañar y aconsejar al deportista en cuanto a los movimientos", explicó Pan.

Las etapas del tratamiento del delantero del Liverpool incluyeron fisioterapia, musculación y ejercicios aeróbicos. Luego comenzó con trabajo físico en el campo y, en los días previos al comienzo del Mundial, volvió a entrenar con pelota.

Pan sostuvo que las condiciones físicas que tenía Suárez al momento de la lesión, cuando acababa de coronarse goleador de la Premier League inglesa con 31 anotaciones para el Liverpool, fueron otro factor crucial.

"En cualquier patología articular es fundamental tener un buen soporte muscular", indicó. "Luis en ningún momento perdió su capacidad muscular".

Pese a todo, Suárez llevaba 40 días sin jugar oficialmente y el jueves lo hizo "dando ventajas", según reconoció Tabarez. "El futbolista que hizo los dos goles hacía 20 minutos que estaba acalambrado", reveló.

El artillero fue sustituido a los 88 minutos, después de quedar tendido en el campo de juego por los calambres, pero Pan negó que eso ponga en duda su presencia para el próximo partido de Uruguay frente a Italia.

De hecho, en el plantel uruguayo dicen que las ganas que tenía Suárez de jugar el Mundial también fueron decisivas en su recuperación.

"Tranquilos que voy a llegar", señaló el futbolista el mismo día en que fue operado. Y más tarde aseguró que nunca se le pasó por la cabeza perderse la gran fiesta del fútbol.

El capitán de la selección celeste, Diego Lugano, destacó esa determinación tras el partido del jueves, que él se perdió por una lesión.

"No hay milagros, el jugador uruguayo es así", comentó Lugano a BBC Mundo. "De pronto un europeo dura tres meses (en recuperarse de una lesión) y el uruguayo 28 días".

 

 

BBCMundo.com
Formulario vía emBluemail
SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES
Le recomendamos