Los Lakers siguen de picada y ahora sufren paliza en la NBA