Inicio ·Internacionales · Artículo

Indígenas colombianos en tensión por nuevos ataques de las FARC

Redacción

gestor

|

Jueves 12 de Julio de 2012 - 17:23
compártelo
  • Indígenas colombianos en tensión por nuevos ataques de las FARC
Indígenas colombianos en tensión por nuevos ataques de las FARC

Continúa la tensión en el departamento del Cauca de Colombia. Hoy las FARC derribaron un avión de la Fuerza Aérea colombiana y quemaron un helicóptero civil.

La presencia del presidente Juan Manuel Santos no alivió la desesperación de los habitantes de Toribío, quienes están atrapados en medio de una guerra entre las FARC y el ejército colombiano.

Los habitantes reclamaban la salida de ambos bandos, pues ya no soportan el clima de tensión en el que viven, el mismo que ha dejado ya dos niños muertos, debido a la explosión de una motocicleta bomba.

La respuesta del presidente Santos no fue la que ellos esperaban. Pese a todo, las FARC siguen cometiendo actos de violencia contra la sociedad civil.

Los insurgentes incineraron un helicóptero de una empresa privada, que tuvo que aterrizar de emergencia en la zona. El piloto y el técnico de la nave fueron llevados como rehenes.

En este marco, la Fuerza Armada colombiana sufrió un duro golpe, cuando uno de sus aviones Súper Tucano que resguardaba la zona se precipitó a tierra. Sus dos pilotos murieron.

Las FARC se atribuyeron el derribamiento de la aeronave y dijeron que los cadáveres están en el sitio del siniestro para que la fuerza pública pueda ir por ellos.

La Fuerza Aérea de Colombia aseguró que hará todo lo que esté a su alcance para recuperar los cuerpos de los pilotos y mantener la seguridad en la zona.

Continúa la tensión en el departamento del Cauca de Colombia. Hoy las FARC derribaron un avión de la Fuerza Aérea colombiana y quemaron un helicóptero civil.

La presencia del presidente Juan Manuel Santos no alivió la desesperación de los habitantes de Toribío, quienes están atrapados en medio de una guerra entre las FARC y el ejército colombiano.

Los habitantes reclamaban la salida de ambos bandos, pues ya no soportan el clima de tensión en el que viven, el mismo que ha dejado ya dos niños muertos, debido a la explosión de una motocicleta bomba.

La respuesta del presidente Santos no fue la que ellos esperaban. Pese a todo, las FARC siguen cometiendo actos de violencia contra la sociedad civil.

Los insurgentes incineraron un helicóptero de una empresa privada, que tuvo que aterrizar de emergencia en la zona. El piloto y el técnico de la nave fueron llevados como rehenes.

En este marco, la Fuerza Armada colombiana sufrió un duro golpe, cuando uno de sus aviones Súper Tucano que resguardaba la zona se precipitó a tierra. Sus dos pilotos murieron.

Las FARC se atribuyeron el derribamiento de la aeronave y dijeron que los cadáveres están en el sitio del siniestro para que la fuerza pública pueda ir por ellos.

La Fuerza Aérea de Colombia aseguró que hará todo lo que esté a su alcance para recuperar los cuerpos de los pilotos y mantener la seguridad en la zona.

 

SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES

* campos requeridos
Frecuencia Correos *