Inicio ·Internacionales · Artículo

Quito y Londres buscan una solución para Assange antes de decidir el asilo

Redacción

gestor

|

Miércoles 20 de Junio de 2012 - 23:19
compártelo
  • Quito y Londres buscan una solución para Assange antes de decidir el asilo
Quito y Londres buscan una solución para Assange antes de decidir el asilo

El Gobierno de Ecuador mantuvo este miércoles conversaciones con el del Reino Unido antes de decidir sobre la petición de asilo del fundador de Wikileaks, Julian Assange.

Assangue que pasó su primera noche en la embajada ecuatoriana en Londres bajo la amenaza de ser detenido si pone un pie en la calle.

En Río de Janeiro, donde asiste a la Conferencia Río+20, el presidente ecuatoriano, Rafael Correa, se pronunció por primera vez sobre el caso, poco después de que la embajadora de su país en Londres, Ana Albán, se reuniera con representantes del Gobierno británico para hallar una salida "justa" a esta situación.

El Gobierno ecuatoriano "está procesando la solicitud" de asilo del periodista australiano, fueron las únicas palabras de Correa, además de recalcar que Ecuador es "un país de libertades".

Por su parte, la embajadora Albán calificó de "cordial y constructiva" su reunión con miembros del Gobierno británico, que fue confirmada por un portavoz del Ministerio de Exteriores del Reino Unido, el cual no quiso, sin embargo, informar de lo tratado por ser un encuentro "privado".

Mientras, el Gobierno de Estados Unidos, el país más perjudicado por las filtraciones de documentos oficiales confidenciales que hizo Wikileaks desde 2010 y donde el soldado Bradley Manning afronta un proceso judicial como presunto suministrador del material, dijo que "no está involucrado" en las conversaciones entre Ecuador y el Reino Unido.

Según la embajadora Albán, en su reunión de hoy anunció a las autoridades británicas que la decisión que tome el Gobierno ecuatoriano sobre Assange "tendrá en cuenta la larga y bien establecida tradición de Ecuador en apoyo a los derechos humanos".

También les subrayó que Ecuador no pretende "interferir con el proceso legal de los Gobiernos británico o sueco".

Assange se refugió este martes en la embajada ecuatoriana en Londres después de haber agotado todos los recursos legales para evitar su extradición a Suecia, donde es reclamado por delitos sexuales que él niega haber cometido.

La noticia de la petición de asilo de Assange, que alega ser un perseguido político, se conoció ayer en Quito por boca del canciller ecuatoriano, Ricardo Patiño.

Dicen que será detenido
Scotland Yard advirtió hoy de que, al pasar la noche en la embajada ecuatoriana, Assange ha violado las condiciones de su arresto domiciliario en el Reino Unido, ya que estaba obligado a permanecer en un lugar determinado entre las 21h00 y las 07h00 GMT, y por ello puede ser detenido.

El Gobierno británico ha señalado que colaborará con las autoridades ecuatorianas para resolver la situación "cuanto antes", al tiempo que ha recordado que Assange está ahora en "territorio diplomático" y, por tanto, "fuera del alcance de la policía".

Wikileaks motivó una crisis diplomática entre EE.UU. y Ecuador en 2011, debido a un cable con unas declaraciones atribuidas a la entonces embajadora estadounidense en Quito, Heather Hodges, en las que calificaba a la policía ecuatoriana de corrupta y decía que había quien pensaba que Correa había nombrado a un jefe corrupto para manipular a ese cuerpo.

Costo político de la medida
Mauro Cerbino, profesor de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (Flacso), opinó que Assange le ha dado a Correa una "oportunidad" de responder a las críticas si da asilo "a alguien que precisamente tiene problemas a nivel internacional por haberse expresado libremente".

Cerbino subrayó también la "empatía" existente entre Assange y Correa, que a su juicio se pudo apreciar en una reciente entrevista que le hizo el primero al segundo por videoconferencia que transmitió un canal ruso de televisión.

El Gobierno de Ecuador mantuvo este miércoles conversaciones con el del Reino Unido antes de decidir sobre la petición de asilo del fundador de Wikileaks, Julian Assange.

Assangue que pasó su primera noche en la embajada ecuatoriana en Londres bajo la amenaza de ser detenido si pone un pie en la calle.

En Río de Janeiro, donde asiste a la Conferencia Río+20, el presidente ecuatoriano, Rafael Correa, se pronunció por primera vez sobre el caso, poco después de que la embajadora de su país en Londres, Ana Albán, se reuniera con representantes del Gobierno británico para hallar una salida "justa" a esta situación.

El Gobierno ecuatoriano "está procesando la solicitud" de asilo del periodista australiano, fueron las únicas palabras de Correa, además de recalcar que Ecuador es "un país de libertades".

Por su parte, la embajadora Albán calificó de "cordial y constructiva" su reunión con miembros del Gobierno británico, que fue confirmada por un portavoz del Ministerio de Exteriores del Reino Unido, el cual no quiso, sin embargo, informar de lo tratado por ser un encuentro "privado".

Mientras, el Gobierno de Estados Unidos, el país más perjudicado por las filtraciones de documentos oficiales confidenciales que hizo Wikileaks desde 2010 y donde el soldado Bradley Manning afronta un proceso judicial como presunto suministrador del material, dijo que "no está involucrado" en las conversaciones entre Ecuador y el Reino Unido.

Según la embajadora Albán, en su reunión de hoy anunció a las autoridades británicas que la decisión que tome el Gobierno ecuatoriano sobre Assange "tendrá en cuenta la larga y bien establecida tradición de Ecuador en apoyo a los derechos humanos".

También les subrayó que Ecuador no pretende "interferir con el proceso legal de los Gobiernos británico o sueco".

Assange se refugió este martes en la embajada ecuatoriana en Londres después de haber agotado todos los recursos legales para evitar su extradición a Suecia, donde es reclamado por delitos sexuales que él niega haber cometido.

La noticia de la petición de asilo de Assange, que alega ser un perseguido político, se conoció ayer en Quito por boca del canciller ecuatoriano, Ricardo Patiño.

Dicen que será detenidoScotland Yard advirtió hoy de que, al pasar la noche en la embajada ecuatoriana, Assange ha violado las condiciones de su arresto domiciliario en el Reino Unido, ya que estaba obligado a permanecer en un lugar determinado entre las 21h00 y las 07h00 GMT, y por ello puede ser detenido.

El Gobierno británico ha señalado que colaborará con las autoridades ecuatorianas para resolver la situación "cuanto antes", al tiempo que ha recordado que Assange está ahora en "territorio diplomático" y, por tanto, "fuera del alcance de la policía".

Wikileaks motivó una crisis diplomática entre EE.UU. y Ecuador en 2011, debido a un cable con unas declaraciones atribuidas a la entonces embajadora estadounidense en Quito, Heather Hodges, en las que calificaba a la policía ecuatoriana de corrupta y decía que había quien pensaba que Correa había nombrado a un jefe corrupto para manipular a ese cuerpo.

Costo político de la medidaMauro Cerbino, profesor de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (Flacso), opinó que Assange le ha dado a Correa una "oportunidad" de responder a las críticas si da asilo "a alguien que precisamente tiene problemas a nivel internacional por haberse expresado libremente".

Cerbino subrayó también la "empatía" existente entre Assange y Correa, que a su juicio se pudo apreciar en una reciente entrevista que le hizo el primero al segundo por videoconferencia que transmitió un canal ruso de televisión.

 

SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES

* campos requeridos
Frecuencia Correos *