Inicio ·Noticias · Artículo

Correa apela a la "unidad" ante la derecha y su poder mediático en A. Latina

Redacción

mguaman

|

Jueves 14 de Mayo de 2015 - 7:26
compártelo
  • ECUADOR. Correa se refirió también al contexto económico latinoamericano y a las voces que alertan de la desaceleración en la región que -admitió- es "vulnerable" al impacto de choques externos. Foto: Archivo
ECUADOR. Correa se refirió también al contexto económico latinoamericano y a las voces que alertan de la desaceleración en la región que -admitió- es "vulnerable" al impacto de choques externos. Foto: Archivo
El presidente Rafael Correa, apeló hoy a la "unidad" y a la "eficiencia" de los Gobiernos progresistas de Latinoamérica para hacer frente a la derecha y a los medios de comunicación que, según él, utiliza y a los que calificó de "poder sin regulación".
 
"Si queremos verdaderos cambios en América Latina tendrá que cambiar ese poder mediático para el bien común, para que informe, no para que manipule, para que los periodistas cumplan su deber de periodistas, no de politiqueros disfrazados de periodistas", reflexionó Correa en un encuentro con corresponsales de medios extranjeros.
 
El gobernante, al ofrecer su análisis sobre lo que llama la "restauración conservadora", destacó que "los cancerberos del 'statu quo' de las relaciones de poder que tanto daño han hecho a América Latina son los medios de comunicación de las élites".
 
La movilización en las calles, respaldada por esos medios de comunicación, los incidentes violentos, la difusión de mensajes que generan pánico financiero y la "guerra psicológica", son algunos de los instrumentos de los que se vale la derecha latinoamericana para tratar de desestabilizar a Gobiernos como los de Argentina, Brasil, Venezuela, Bolivia y Ecuador, consideró.
 
Correa se refirió también al contexto económico latinoamericano y a las voces que alertan de la desaceleración en la región que -admitió- es "vulnerable" al impacto de choques externos.
 
Aunque esos impactos pueden incidir en el conjunto de la zona, para el mandatario se debe analizar la situación de cada país por separado, ya que sus realidades son distintas.
 
"Toda Latinoamérica se basa mucho en bienes primarios, en 'comodities' y el precio de los 'comodities' se derrumbó", indicó el mandatario, quien, no obstante, señaló que habría que analizar la situación "caso por caso".
 
En su opinión, "son diferentes modelos y diferentes medidas (las) que se han tomado" en los países latinoamericanos, como Ecuador, donde confió en que las inversiones realizadas en infraestructura, energía, desarrollo del talento humano y competitividad sistémica, entre otras áreas, permitirán a esa nación seguir "por una senda" de crecimiento, empleo, equidad y desarrollo.
 
Correa recordó que en 2014 Latinoamérica creció un 1 % y Ecuador lo hizo casi un 4 %.
 
El mandatario, al referirse a la coyuntura actual, marcada por el descenso del precio del petróleo, consideró que en el país "lo más duro ha pasado" porque el Gobierno ha "reaccionado muy bien" a pesar de lo adverso del entorno.
 
Refutó los argumentos de quienes indican que su Gobierno ha contado con los precios del petróleo más elevados de la historia, lo que calificó de falso si se analizan los precios en términos reales, tomando en cuenta los ingresos netos per cápita.
 
"El ingreso per cápita neto petrolero es más bajo que el promedio histórico que ha tenido el país", declaró, al subrayar factores como el aumento de la población ecuatoriana en los últimos doce años y los elevados costos de producción del petróleo, pues los principales campos ecuatorianos son viejos y requieren "ingentes inversiones" para la producción.
 
Junto a ello, el jefe del Estado destacó las políticas aplicadas para pasar a una economía no petrolera por medio de las inversiones en campos como el energético y en el desarrollo del talento humano. "Eso es lo que hace desarrollar a los países", indicó.
 
También destacó la gestión que ha llevado a situar los ingresos petroleros en una quinta parte del financiamiento del sector fiscal, si bien reconoció que las exportaciones petroleras todavía representan una parte importante del sector externo.
 
Eso ha hecho que en el primer trimestre del año se perdieran cerca de 2.000 millones de dólares en ingresos por exportación de crudo, explicó.
 
En ese contexto, "hemos reaccionado muy bien, las cosas han mejorado", señaló el gobernante, al remarcar que el país hubiera estado listo "hasta para un precio del petróleo de 20 dólares" por barril.
 
En cuanto a las expectativas, aunque indicó que desconfía de las predicciones, Correa dijo que se espera un segundo semestre de 2015 "mucho mejor" pero, aunque no fuera así, el Gobierno estará "preparado para escenarios extremos", aseguró. 
Fuente: EFE

El presidente Rafael Correa, apeló hoy a la "unidad" y a la "eficiencia" de los Gobiernos progresistas de Latinoamérica para hacer frente a la derecha y a los medios de comunicación que, según él, utiliza y a los que calificó de "poder sin regulación".

 

"Si queremos verdaderos cambios en América Latina tendrá que cambiar ese poder mediático para el bien común, para que informe, no para que manipule, para que los periodistas cumplan su deber de periodistas, no de politiqueros disfrazados de periodistas", reflexionó Correa en un encuentro con corresponsales de medios extranjeros.

 

El gobernante, al ofrecer su análisis sobre lo que llama la "restauración conservadora", destacó que "los cancerberos del 'statu quo' de las relaciones de poder que tanto daño han hecho a América Latina son los medios de comunicación de las élites".

 

La movilización en las calles, respaldada por esos medios de comunicación, los incidentes violentos, la difusión de mensajes que generan pánico financiero y la "guerra psicológica", son algunos de los instrumentos de los que se vale la derecha latinoamericana para tratar de desestabilizar a Gobiernos como los de Argentina, Brasil, Venezuela, Bolivia y Ecuador, consideró.

 

Correa se refirió también al contexto económico latinoamericano y a las voces que alertan de la desaceleración en la región que -admitió- es "vulnerable" al impacto de choques externos.

 

Aunque esos impactos pueden incidir en el conjunto de la zona, para el mandatario se debe analizar la situación de cada país por separado, ya que sus realidades son distintas.

 

"Toda Latinoamérica se basa mucho en bienes primarios, en 'comodities' y el precio de los 'comodities' se derrumbó", indicó el mandatario, quien, no obstante, señaló que habría que analizar la situación "caso por caso".

 

En su opinión, "son diferentes modelos y diferentes medidas (las) que se han tomado" en los países latinoamericanos, como Ecuador, donde confió en que las inversiones realizadas en infraestructura, energía, desarrollo del talento humano y competitividad sistémica, entre otras áreas, permitirán a esa nación seguir "por una senda" de crecimiento, empleo, equidad y desarrollo.

 

Correa recordó que en 2014 Latinoamérica creció un 1 % y Ecuador lo hizo casi un 4 %.

 

El mandatario, al referirse a la coyuntura actual, marcada por el descenso del precio del petróleo, consideró que en el país "lo más duro ha pasado" porque el Gobierno ha "reaccionado muy bien" a pesar de lo adverso del entorno.

 

Refutó los argumentos de quienes indican que su Gobierno ha contado con los precios del petróleo más elevados de la historia, lo que calificó de falso si se analizan los precios en términos reales, tomando en cuenta los ingresos netos per cápita.

 

"El ingreso per cápita neto petrolero es más bajo que el promedio histórico que ha tenido el país", declaró, al subrayar factores como el aumento de la población ecuatoriana en los últimos doce años y los elevados costos de producción del petróleo, pues los principales campos ecuatorianos son viejos y requieren "ingentes inversiones" para la producción.

 

Junto a ello, el jefe del Estado destacó las políticas aplicadas para pasar a una economía no petrolera por medio de las inversiones en campos como el energético y en el desarrollo del talento humano. "Eso es lo que hace desarrollar a los países", indicó.

 

También destacó la gestión que ha llevado a situar los ingresos petroleros en una quinta parte del financiamiento del sector fiscal, si bien reconoció que las exportaciones petroleras todavía representan una parte importante del sector externo.

 

Eso ha hecho que en el primer trimestre del año se perdieran cerca de 2.000 millones de dólares en ingresos por exportación de crudo, explicó.

 

En ese contexto, "hemos reaccionado muy bien, las cosas han mejorado", señaló el gobernante, al remarcar que el país hubiera estado listo "hasta para un precio del petróleo de 20 dólares" por barril.

 

En cuanto a las expectativas, aunque indicó que desconfía de las predicciones, Correa dijo que se espera un segundo semestre de 2015 "mucho mejor" pero, aunque no fuera así, el Gobierno estará "preparado para escenarios extremos", aseguró. 

 

SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES

* campos requeridos
Frecuencia Correos *
Le recomendamos