Conservadores iraníes denuncian "infracciones" en elecciones

Redacción

jesuarez

|

Viernes 19 de Mayo de 2017 - 10:50
compártelo
  • TEHERÁN, Irán.- Se registró una gran afluencia en las urnas para las presidenciales en este país. Foto: AFP.
TEHERÁN, Irán.- Se registró una gran afluencia en las urnas para las presidenciales en este país. Foto: AFP.
El bando del candidato conservador Ebrahim Raisi denunció "infracciones" durante las elecciones presidenciales que tenían lugar el viernes en Irán. 
 
El jefe de campaña de Raisi solicitó a la comisión de vigilancia de las elecciones que interviniera, denunciando "acciones de propaganda de algunos responsables y simpatizantes del gobierno" a favor del presidente saliente Hasan Rohani (moderado), contrincante de Raisi.
 
Ali Nikzad también denunció una mala presentación del nombre de Ebrahim Raisi en las listas de los colegios electorales. 
 
"Tales infracciones son inmorales (...) y seguramente se van a multiplicar", afirmó Ali Nikzad en una carta dirigida a la comisión de vigilancia, que depende del Consejo de Guardianes de la Constitución, un órgano controlado por los conservadores encargado de validar los resultados del escrutinio. 
 
El bando de Raisi presentó 219 denuncias. Uno de sus responsables aseguró que no había suficientes papeletas en "zonas desheredadas" de varias provincias favorables al candidato conservador, principalmente en Mashhad (noreste). 
 
Se registró una gran afluencia en las urnas para las presidenciales, que fueron prorrogadas dos horas, por lo que los colegios electorales debían cerrar finalmente a las 15H30 GMT.
AFP

El bando del candidato conservador Ebrahim Raisi denunció "infracciones" durante las elecciones presidenciales que tenían lugar el viernes en Irán. 

 

El jefe de campaña de Raisi solicitó a la comisión de vigilancia de las elecciones que interviniera, denunciando "acciones de propaganda de algunos responsables y simpatizantes del gobierno" a favor del presidente saliente Hasan Rohani (moderado), contrincante de Raisi.

 

Ali Nikzad también denunció una mala presentación del nombre de Ebrahim Raisi en las listas de los colegios electorales. 

 

"Tales infracciones son inmorales (...) y seguramente se van a multiplicar", afirmó Ali Nikzad en una carta dirigida a la comisión de vigilancia, que depende del Consejo de Guardianes de la Constitución, un órgano controlado por los conservadores encargado de validar los resultados del escrutinio. 

 

El bando de Raisi presentó 219 denuncias. Uno de sus responsables aseguró que no había suficientes papeletas en "zonas desheredadas" de varias provincias favorables al candidato conservador, principalmente en Mashhad (noreste). 

 

Se registró una gran afluencia en las urnas para las presidenciales, que fueron prorrogadas dos horas, por lo que los colegios electorales debían cerrar finalmente a las 15H30 GMT.