Inicio ·Noticias · Artículo

Santos ordena entregar a guerrilleros de FARC muertos a sus familias

Redacción

jzapata

|

Lunes 25 de Mayo de 2015 - 22:51
compártelo
  • El viernes, 26 guerrilleros de las FARC murieron en un bombardeo.
El viernes, 26 guerrilleros de las FARC murieron en un bombardeo.
El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, ordenó este lunes identificar a los 34 guerrilleros de las FARC que murieron en los últimos bombardeos oficiales, anunciando que esta será la norma en adelante y pidiendo al país afligirse por todos los muertos de cualquier bando.
 
"Lo que ha ocurrido en estos últimos días es triste, a nadie puede alegrar la muerte de cualquier ser humano, somos todos colombianos y por eso hay que parar este desangre (...) también nos deben conmover a todos las familias de los guerrilleros muertos", dijo Santos en una alocución televisada.
 
"Por eso, he dado la orden a Medicina Legal de identificar sus cadáveres y entregarlos a sus familias, como lo ha pedido las FARC. No más guerrilleros enterrados como NN (no identificados)", añadió el mandatario colombiano, asegurando que esa será la norma "de aquí en adelante".
 
El viernes, 26 guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC, comunistas) murieron en un bombardeo militar contra el campamento en que se encontraban en Guapi, departamento del Cauca (suroesre). Mientras que otros ocho rebeldes fallecieron el fin de semana en una acción similar en Antioquia (noroeste).
 
Estos ataques, considerados una respuesta al atentado de las FARC en que murieron 11 militares hace poco más de un mes, llevó a la guerrilla a suspender la tregua unilateral que había decretado en diciembre pasado, en el marco de los diálogos de paz que sostiene con el gobierno desde noviembre de 2012 en Cuba para poner fin a un conflicto armado de más de medio siglo.
 
Los sucesivos hechos violentos han sido también considerados como un fracaso en el "desescalamiento" de la violencia que buscaban las partes en Colombia, donde no se ha decretado un cese bilateral al fuego a pesar de las negociaciones de paz sobre todo por la oposición de Santos, quien considera que la guerrilla lo aprovecharía para fortalecerse.
 
El presidente colombiano también insistió este lunes, no obstante, en la necesidad de alcanzar un acuerdo final de paz que lleve al armisticio.
 
"No más muertos en Colombia, no más muertos en este absurdo conflicto (...) No hay guerra buena, ni muertos que no importen y cada día que pasa son más muertos y por eso hay que acelerar estas negociaciones", aseguró.
 
El conflicto armado colombiano ha dejado oficialmente al menos 220.000 muertos y más de seis millones de desplazados.
Fuente: AFP

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, ordenó este lunes identificar a los 34 guerrilleros de las FARC que murieron en los últimos bombardeos oficiales, anunciando que esta será la norma en adelante y pidiendo al país afligirse por todos los muertos de cualquier bando.

 

"Lo que ha ocurrido en estos últimos días es triste, a nadie puede alegrar la muerte de cualquier ser humano, somos todos colombianos y por eso hay que parar este desangre (...) también nos deben conmover a todos las familias de los guerrilleros muertos", dijo Santos en una alocución televisada.

 

"Por eso, he dado la orden a Medicina Legal de identificar sus cadáveres y entregarlos a sus familias, como lo ha pedido las FARC. No más guerrilleros enterrados como NN (no identificados)", añadió el mandatario colombiano, asegurando que esa será la norma "de aquí en adelante".

 

El viernes, 26 guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC, comunistas) murieron en un bombardeo militar contra el campamento en que se encontraban en Guapi, departamento del Cauca (suroesre). Mientras que otros ocho rebeldes fallecieron el fin de semana en una acción similar en Antioquia (noroeste).

 

Estos ataques, considerados una respuesta al atentado de las FARC en que murieron 11 militares hace poco más de un mes, llevó a la guerrilla a suspender la tregua unilateral que había decretado en diciembre pasado, en el marco de los diálogos de paz que sostiene con el gobierno desde noviembre de 2012 en Cuba para poner fin a un conflicto armado de más de medio siglo.

 

Los sucesivos hechos violentos han sido también considerados como un fracaso en el "desescalamiento" de la violencia que buscaban las partes en Colombia, donde no se ha decretado un cese bilateral al fuego a pesar de las negociaciones de paz sobre todo por la oposición de Santos, quien considera que la guerrilla lo aprovecharía para fortalecerse.

 

El presidente colombiano también insistió este lunes, no obstante, en la necesidad de alcanzar un acuerdo final de paz que lleve al armisticio.

 

"No más muertos en Colombia, no más muertos en este absurdo conflicto (...) No hay guerra buena, ni muertos que no importen y cada día que pasa son más muertos y por eso hay que acelerar estas negociaciones", aseguró.

 

El conflicto armado colombiano ha dejado oficialmente al menos 220.000 muertos y más de seis millones de desplazados.

 

SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES

* campos requeridos
Frecuencia Correos *