Inicio ·Noticias · Artículo

Kenia difunde lista de personas y entidades supuestamente ligadas a Al Shabab

Redacción

gpinasco

|

Jueves 09 de Abril de 2015 - 14:08
compártelo
  • El ataque de Garissa, donde 142 estudiantes, tres policías y tres soldados perdieron la vida, es el más mortífero perpetrado en suelo keniano. Foto: EFE.
El ataque de Garissa, donde 142 estudiantes, tres policías y tres soldados perdieron la vida, es el más mortífero perpetrado en suelo keniano. Foto: EFE.
Kenia difundió el miércoles una lista de 85 personas y compañías, incluidas al menos 13 sociedades de transferencia de dinero, con supuestos vínculos con la milicia islamista somalí Al Shabab, a los que bloqueará preventivamente sus cuentas bancarias.
 
La lista apareció en el boletín oficial keniano, donde se indicaba que estas entidades y personas tenían 24 horas para presentar su defensa.
 
Entre los nombres difundidos aparece el del supuesto cabecilla de la masacre de cerca de 150 personas por un comando islamista en la universidad de Garissa (este), Mohamed Mohamud.
 
 
El ministerio de Finanzas había anunciado poco antes que congelaría las cuentas bancarias de estas "personas o entidades", sospechosas de estar relacionadas con "actividades terroristas". 
 
"Ayer, por primera vez, establecimos una lista de personas y entidades que podrían estar implicadas en actividades de apoyo al terrorismo", declaró a la prensa Kamau Thugge, alto funcionario del ministerio.
 
"Las cuentas de estas personas y entidades serán congeladas", añadió.
 
El responsable precisó que se trataba de una medida preventiva, y que una "investigación en profundidad" determinaría su "implicación" en estas actividades ilegales.
 
 
 
 
Entre Somalia y Kenia, donde vive una importante comunidad somalí, se han producido importantes transferencias de dinero a través de compañías intermediarias ligadas a bancos (ya que Somalia, en guerra civil desde hace más de dos décadas, no dispone de sistema bancario propio). 
 
El sábado, dos días después del ataque de Garissa, situada a unos 150 kilómetros de la frontera somalí, el presidente keniano Uhuru Kenyatta aseguró que las personas que "planifican y financian (el terrorismo) están profundamente implantadas" en Kenia.
 
Kenyatta prometió que su gobierno respondería "severamente" a los atentados.
 
El ataque de Garissa, donde 142 estudiantes (la mayoría cristianos), tres policías y tres soldados perdieron la vida, es el más mortífero perpetrado en suelo keniano desde los ataques de Al Qaida contra la embajada de Estados Unidos en Nairobi en 1998, que dejaron 213 muertos.
 
La masacre ha sido reivindicada por los insurgentes islamistas somalíes shebab, combatidos por el ejército keniano en el sur de Somalia desde finales de 2011.
Fuente: AFP

Kenia difundió el miércoles una lista de 85 personas y compañías, incluidas al menos 13 sociedades de transferencia de dinero, con supuestos vínculos con la milicia islamista somalí Al Shabab, a los que bloqueará preventivamente sus cuentas bancarias.

 

La lista apareció en el boletín oficial keniano, donde se indicaba que estas entidades y personas tenían 24 horas para presentar su defensa.

 

Entre los nombres difundidos aparece el del supuesto cabecilla de la masacre de cerca de 150 personas por un comando islamista en la universidad de Garissa (este), Mohamed Mohamud.

 

Lea: ¿QUIÉNES SON LOS EXTREMISTAS DE AL SHABAB, EL GRUPO QUE MATÓ A 147 ESTUDIANTES EN KENIA?

 

El ministerio de Finanzas había anunciado poco antes que congelaría las cuentas bancarias de estas "personas o entidades", sospechosas de estar relacionadas con "actividades terroristas". 

 

"Ayer, por primera vez, establecimos una lista de personas y entidades que podrían estar implicadas en actividades de apoyo al terrorismo", declaró a la prensa Kamau Thugge, alto funcionario del ministerio.

 

"Las cuentas de estas personas y entidades serán congeladas", añadió.

 

El responsable precisó que se trataba de una medida preventiva, y que una "investigación en profundidad" determinaría su "implicación" en estas actividades ilegales.

 

 

 

Lea: AL MENOS 147 REHENES MUERTOS EN ATAQUE A UNIVERSIDAD EN KENIA

 

Entre Somalia y Kenia, donde vive una importante comunidad somalí, se han producido importantes transferencias de dinero a través de compañías intermediarias ligadas a bancos (ya que Somalia, en guerra civil desde hace más de dos décadas, no dispone de sistema bancario propio). 

 

El sábado, dos días después del ataque de Garissa, situada a unos 150 kilómetros de la frontera somalí, el presidente keniano Uhuru Kenyatta aseguró que las personas que "planifican y financian (el terrorismo) están profundamente implantadas" en Kenia.

 

Kenyatta prometió que su gobierno respondería "severamente" a los atentados.

 

El ataque de Garissa, donde 142 estudiantes (la mayoría cristianos), tres policías y tres soldados perdieron la vida, es el más mortífero perpetrado en suelo keniano desde los ataques de Al Qaida contra la embajada de Estados Unidos en Nairobi en 1998, que dejaron 213 muertos.

 

La masacre ha sido reivindicada por los insurgentes islamistas somalíes shebab, combatidos por el ejército keniano en el sur de Somalia desde finales de 2011.

 

SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES

* campos requeridos
Frecuencia Correos *
Le recomendamos