Ortiz: la baja en el precio del pétroleo no es un problema fiscal para el presupuesto

Redacción

tmenendez

|

Martes 25 de Noviembre de 2014 - 9:36
compártelo
  • ECUADOR.- Fausto Ortiz durante su entrevista en Contacto Directo. Foto: Ecuavisa
ECUADOR.- Fausto Ortiz durante su entrevista en Contacto Directo. Foto: Ecuavisa ECUADOR.- Fausto Ortiz durante su entrevista en Contacto Directo. Foto: Ecuavisa
La Asamblea Nacional aprobó sin observaciones la proforma presupuestaria del gobierno central con un déficit de 5 mil 369 millones de dólares y un financiamiento que llega a 8 mil 806 millones porque además del déficit incluye amortizaciones de la deuda pública y otros pasivos. El exministro de Finanzas, Fausto Ortiz, analizó esta aprobación en el programa Contacto Directo.
 
1. Uno de los puntos más objetados por analistas financieros y asambleístas de oposición es que se clasifica como inversión rubros que tradicionalmente se han considerado gasto corriente. ¿Se puede considerar inversión los pagos de personal en educación y salud que están entre los sectores con mayor cantidad de servidores públicos?
 
El pago de salarios para obra pública podría tener esa connotación de gasto de inversión porque ese salario atiende esa carretera, pero la educación no es tan calzable. Yo preguntaría: los gastos que están transfiriendo a los gobiernos autónomos descentralizados (este 21% de los ingresos permanentes que es lo que manda la Constitución), no lo están considerando como gasto permanente, y ese gasto es permanente, cerca de 2.500 millones de dólares. Allí se empieza a desbalancear la regla fiscal, y hay que estar atento porque eso se va a notar mucho más mientras más caiga el precio de petróleo y mientras menos capacidad tengamos de financiar.
 
2. En la proforma se estima un precio del petróleo entre 79 y 77 dólares por barril, pero Venezuela lo ha previsto en 60 dólares para su presupuesto y el gigante financiero internacional JPMorgan lo ubica en 70 dólares, de ser así la brecha presupuestaria podría crecer en 2 mil millones de dólares, ¿Es suficiente con suspender inversiones o debería bajarse un gasto corriente?
 
En el 2005 se fijó un precio de 25 dólares cuando en la calle estaba a 40, Correa cuando arranca en el ministerio dijo: no quiero un precio bajo, quiero un precio de mercado, y desde ese año se empezó a ajustar. Este 2015 podría ser el primer año en donde o quede tabla o quede ligeramente por debajo. Supongamos que el Gobierno planteó 79,70 y supongamos que quede en 70 el precio del crudo, estos cerca de 10 dólares por cada dólar que baja o sube, son 80-90 millones de dólares, son 1.000 millones de dólares que podría estar mermando los ingresos. Pero este valor, cuando la necesidad de financiamiento, el Gobierno plantea que son 8.800 millones de dólares (quizás un poco más cuando) frente a los cerca de 10.000 millones se van a diluir, no es un problema fiscal, es un tema de comercio exterior.
 
Vea la entrevista completa en el video adjunto a la nota
 

La Asamblea Nacional aprobó sin observaciones la proforma presupuestaria del gobierno central con un déficit de 5 mil 369 millones de dólares y un financiamiento que llega a 8 mil 806 millones porque además del déficit incluye amortizaciones de la deuda pública y otros pasivos. El exministro de Finanzas, Fausto Ortiz, analizó esta aprobación en el programa Contacto Directo.

 

1. Uno de los puntos más objetados por analistas financieros y asambleístas de oposición es que se clasifica como inversión rubros que tradicionalmente se han considerado gasto corriente. ¿Se puede considerar inversión los pagos de personal en educación y salud que están entre los sectores con mayor cantidad de servidores públicos?

 

El pago de salarios para obra pública podría tener esa connotación de gasto de inversión porque ese salario atiende esa carretera, pero la educación no es tan calzable. Yo preguntaría: los gastos que están transfiriendo a los gobiernos autónomos descentralizados (este 21% de los ingresos permanentes que es lo que manda la Constitución), no lo están considerando como gasto permanente, y ese gasto es permanente, cerca de 2.500 millones de dólares. Allí se empieza a desbalancear la regla fiscal, y hay que estar atento porque eso se va a notar mucho más mientras más caiga el precio de petróleo y mientras menos capacidad tengamos de financiar.

 

2. En la proforma se estima un precio del petróleo entre 79 y 77 dólares por barril, pero Venezuela lo ha previsto en 60 dólares para su presupuesto y el gigante financiero internacional JPMorgan lo ubica en 70 dólares, de ser así la brecha presupuestaria podría crecer en 2 mil millones de dólares, ¿Es suficiente con suspender inversiones o debería bajarse un gasto corriente?

 

En el 2005 se fijó un precio de 25 dólares cuando en la calle estaba a 40, Correa cuando arranca en el ministerio dijo: no quiero un precio bajo, quiero un precio de mercado, y desde ese año se empezó a ajustar. Este 2015 podría ser el primer año en donde o quede tabla o quede ligeramente por debajo. Supongamos que el Gobierno planteó 79,70 y supongamos que quede en 70 el precio del crudo, estos cerca de 10 dólares por cada dólar que baja o sube, son 80-90 millones de dólares, son 1.000 millones de dólares que podría estar mermando los ingresos. Pero este valor, cuando la necesidad de financiamiento, el Gobierno plantea que son 8.800 millones de dólares (quizás un poco más cuando) frente a los cerca de 10.000 millones se van a diluir, no es un problema fiscal, es un tema de comercio exterior.

 

Vea la entrevista completa en el video adjunto a la nota

 

 

SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES

* campos requeridos
Frecuencia Correos *