Inicio ·Noticias · Artículo

Fiscales de Brasil y Ecuador se reúnen para revisar pedido sobre Odebrecht

Redacción

tmenendez

|

Viernes 17 de Febrero de 2017 - 10:21
compártelo
  • BRASIL.- El procurador de Brasil (i) ratificó que Ecuador solicitó información del caso en diciembre. Foto: Fiscalía de Ecuador
El fiscal general del Estado, Galo Chiriboga, mantuvo la mañana de este 17 de febrero de 2017 una reunión con su par de Brasil, Rodrigo Janot, para dar seguimiento al pedido de información sobre el caso Odebrecht, tras conocerse de supuestos sobornos ofrecidos por la constructora brasileña a varios países, entre ellos Ecuador.
 
Sin conocerse mayores detalles de la cita, Chiriboga manifestó que la intención de este encuentro es profundizar en las investigaciones que la Fiscalía realiza sobre este caso. De su lado, Janot reiteró que desde junio de 2017, Brasil entregará la información solicitada por el país, pues al momento se encuentra vigente la reserva. 
 
 
 
 
A través de su cuenta de Twitter, la Fiscalía ecuatoriana anunció que la Procuraduría de Brasil confirmó la recepción del pedido de información por parte de Ecuador, con fecha 30 de diciembre de 2016.
 
 
Esta reunión se da en el marco del encuentro de fiscales de 11 países, que se desarrolla en Brasilia. Allí se comprometieron a armar equipos multilaterales para investigar la red de corrupción de la constructora brasileña.
 
Los procuradores se comprometieron a "promover la constitución de equipos conjuntos de investigación, bilaterales o multilaterales, que permitan investigaciones coordinadas sobre el caso Odebrecht", según un comunicado firmado por Brasil, Argentina, Chile, Colombia, Ecuador, México, Panamá, Portugal, Perú, República Dominicana y Venezuela.
 
Allí también se indicó que Brasil entregará información a los países solicitantes, desde junio próximo, sobre el caso Odebrecht.
 
El 21 de diciembre de 2016, el Departamento de Justicia de Estados Unidos reveló su investigación sobre supuestas coimas que habría ofrecido la constructora brasileña por al menos $2.600 millones en África y América Latina como Venezuela, Perú, Ecuador, México, Panamá, República Dominicana, Argentina, Colombia y Guatemala.
 
En el caso de Ecuador, los sobornos de la empresa al gobierno habrían sido por $ 33,5 millones, con el objetivo de beneficiarse de contratos por un monto de $ 116 millones, entre 2007 y 2016.
 
 
El fiscal general del Estado, Galo Chiriboga, mantuvo la mañana de este 17 de febrero de 2017 una reunión con su par de Brasil, Rodrigo Janot, para dar seguimiento al pedido de información sobre el caso Odebrecht, tras conocerse de supuestos sobornos ofrecidos por la constructora brasileña a varios países, entre ellos Ecuador.
 
Sin conocerse mayores detalles de la cita, Chiriboga manifestó que la intención de este encuentro es profundizar en las investigaciones que la Fiscalía realiza sobre este caso. De su lado, Janot reiteró que desde junio de 2017, Brasil entregará la información solicitada por el país, pues al momento se encuentra vigente la reserva. 
 
 
 
 
A través de su cuenta de Twitter, la Fiscalía ecuatoriana anunció que la Procuraduría de Brasil confirmó la recepción del pedido de información por parte de Ecuador, con fecha 30 de diciembre de 2016.
 
 
Esta reunión se da en el marco del encuentro de fiscales de 11 países, que se desarrolla en Brasilia. Allí se comprometieron a armar equipos multilaterales para investigar la red de corrupción de la constructora brasileña.
 
Los procuradores se comprometieron a "promover la constitución de equipos conjuntos de investigación, bilaterales o multilaterales, que permitan investigaciones coordinadas sobre el caso Odebrecht", según un comunicado firmado por Brasil, Argentina, Chile, Colombia, Ecuador, México, Panamá, Portugal, Perú, República Dominicana y Venezuela.
 
Allí también se indicó que Brasil entregará información a los países solicitantes, desde junio próximo, sobre el caso Odebrecht.
 
El 21 de diciembre de 2016, el Departamento de Justicia de Estados Unidos reveló su investigación sobre supuestas coimas que habría ofrecido la constructora brasileña por al menos $2.600 millones en África y América Latina como Venezuela, Perú, Ecuador, México, Panamá, República Dominicana, Argentina, Colombia y Guatemala.
 
En el caso de Ecuador, los sobornos de la empresa al gobierno habrían sido por $ 33,5 millones, con el objetivo de beneficiarse de contratos por un monto de $ 116 millones, entre 2007 y 2016.