Inicio ·Noticias · Artículo

Nebot: “El Estado puede continuar desalojando si quiere”

Redacción

gpinasco

|

Miércoles 01 de Abril de 2015 - 15:34
compártelo
  • El alcalde de Guayaquil reiteró que no está interviniendo con las labores del Gobierno con respecto a los desalojos en la Isla Trinitaria. Fotos: API.
El alcalde de Guayaquil reiteró que no está interviniendo con las labores del Gobierno con respecto a los desalojos en la Isla Trinitaria. Fotos: API.
La última discrepancia política entre el presidente Rafael Correa y el alcalde de Guayaquil, Jaime Nebot, se debe a los desalojos en la Isla Trinitaria. Mientras el primer mandatario califica de 'politiquería' a la intervención del cabildo, la autoridad municipal asegura que no está interfiriendo con la labor gubernamental.
 
Llegó la Semana Santa y el alcalde de Guayaquil habló esta mañana de la fanesca, pero no de la que se comió junto al alcalde de Quito, Mauricio Rodas y el prefecto de Azuay, Paúl Carrasco; sino más bien de la "fanesca política", como la calificó en días anteriores el presidente Rafael Correa. 
 
 
Nebot defiende esos encuentros: “Entre los que no están unidos, entre la diversidad, manteniendo diferencias regionales, ideológicas y políticas, pero coincidiendo en aquella que motiva la unidad”. 
 
El alcalde se refirió a la polémica de las carpas municipales que se instalaron en el sitio donde fueron desalojadas familias en el sur de Guayaquil, acción por la que recibió críticas: “Ahora que veo con desagrado que se usa la Semana Santa para inapropiadamente personificarse en cada uno de sus personajes, pues faltaba uno, el burrito del domingo de ramos, ya está, así que completo, pasemos esa página”. 
 
 
Aunque Nebot dice que no están interfiriendo con la labor del Gobierno, el presidente Rafael Correa lo criticó esta mañana a través de la red social Twitter: “Se socializó durante meses el desalojo, se preparó un plan de contingencia, aunque tampoco se puede ceder a la conducta de primero invadir y luego pedir casa. Pero llegó la politiquería (...) la utilización de los pobres, sin importarles su pobreza, ni las leyes, ni el mismo Guayaquil (...) los socialcristianos, ahora 'filántropos humanistas'. ¡vaya mediocridad!".
 
El alcalde dice que, legalmente, el Gobierno tiene la razón al desalojar, pero aclara que las carpas sólo se instalaron por la situación invernal: “Los señores que están en las carpas están ahí con la condición de que si quieren ayuda del Municipio, ellos no intervengan absolutamente en nada, el Municipio cumple ese papel, el Estado puede continuar desalojando inclusive si quiere”.
 

La última discrepancia política entre el presidente Rafael Correa y el alcalde de Guayaquil, Jaime Nebot, se debe a los desalojos en la Isla Trinitaria. Mientras el primer mandatario califica de 'politiquería' a la intervención del cabildo, la autoridad municipal asegura que no está interfiriendo con la labor gubernamental.

 

Llegó la Semana Santa y el alcalde de Guayaquil habló esta mañana de la fanesca, pero no de la que se comió junto al alcalde de Quito, Mauricio Rodas y el prefecto de Azuay, Paúl Carrasco; sino más bien de la "fanesca política", como la calificó en días anteriores el presidente Rafael Correa. 

 

Lea: MUNICIPIO RECONOCE QUE ASENTAMIENTOS EN TRINITARIA SON ILEGALES PERO "HAY QUE AYUDAR"

 

Nebot defiende esos encuentros: “Entre los que no están unidos, entre la diversidad, manteniendo diferencias regionales, ideológicas y políticas, pero coincidiendo en aquella que motiva la unidad”. 

 

El alcalde se refirió a la polémica de las carpas municipales que se instalaron en el sitio donde fueron desalojadas familias en el sur de Guayaquil, acción por la que recibió críticas: “Ahora que veo con desagrado que se usa la Semana Santa para inapropiadamente personificarse en cada uno de sus personajes, pues faltaba uno, el burrito del domingo de ramos, ya está, así que completo, pasemos esa página”. 

 

Lea: CARPAS EN TRINITARIA DESATAN LA POLÉMICA ENTRE EL GOBIERNO Y EL MUNICIPIO

 

Aunque Nebot dice que no están interfiriendo con la labor del Gobierno, el presidente Rafael Correa lo criticó esta mañana a través de la red social Twitter: “Se socializó durante meses el desalojo, se preparó un plan de contingencia, aunque tampoco se puede ceder a la conducta de primero invadir y luego pedir casa. Pero llegó la politiquería (...) la utilización de los pobres, sin importarles su pobreza, ni las leyes, ni el mismo Guayaquil (...) los socialcristianos, ahora 'filántropos humanistas'. ¡vaya mediocridad!".

 

El alcalde dice que, legalmente, el Gobierno tiene la razón al desalojar, pero aclara que las carpas sólo se instalaron por la situación invernal: “Los señores que están en las carpas están ahí con la condición de que si quieren ayuda del Municipio, ellos no intervengan absolutamente en nada, el Municipio cumple ese papel, el Estado puede continuar desalojando inclusive si quiere”.

 

 

SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES

* campos requeridos
Frecuencia Correos *