Inicio ·Entretenimiento · Artículo

El castigo perfecto para los chicos dependientes de la tecnología

Redacción

jesuarez

|

Jueves 04 de Junio de 2015 - 17:31
compártelo
  • EE.UU.- La hora de cenar debe ser un auténtico dolor de cabeza para la mayoría de las madres, que deben luchar por eliminar la tecnología de este momento familiar. Fotos: Captura Video.
Video: EE.UU.- La hora de cenar debe ser un auténtico dolor de cabeza para la mayoría de las madres, que deben luchar por eliminar la tecnología de este momento familiar.  Fotos: Captura Video.
La hora de cenar debe ser un auténtico dolor de cabeza para la mayoría de las madres, que deben luchar por eliminar la tecnología de este momento familiar. 
 
La comida es un espacio para conversar, contar anécdotas o comentar los detalles del día. Pero el creciente uso (y abuso) de tecnologías ha conseguido que, muchas veces, sentarse a la mesa no sea más que el pretexto para devorar rápidamente y volver a los asuntos personales. Lo que, seamos honestos, es un poco triste.
 
Algunos hijos simplemente no se inmutan ante los llamados de atención y advertencias, lo que hace que muchas progenitoras se resignen. 
 
Hasta ahora. 
 
Un equipo realizó un experimento en el que obsequió a algunas amas de casa un original pimentero, que al girarlo una vez, apagaba  televisores, wi fi y dispositivos móviles. 
 
El resultado fue que los chicos hicieron pataletas de todo tipo e incluso destruyeron sus celulares y tablets. Pero al final, el mundo continuó. 
 

La hora de cenar debe ser un auténtico dolor de cabeza para la mayoría de las madres, que deben luchar por eliminar la tecnología de este momento familiar. 

 

La comida es un espacio para conversar, contar anécdotas o comentar los detalles del día. Pero el creciente uso (y abuso) de tecnologías ha conseguido que, muchas veces, sentarse a la mesa no sea más que el pretexto para devorar rápidamente y volver a los asuntos personales. Lo que, seamos honestos, es un poco triste.

 

Algunos hijos simplemente no se inmutan ante los llamados de atención y advertencias, lo que hace que muchas progenitoras se resignen. 

 

Hasta ahora. 

 

Un equipo realizó un experimento en el que obsequió a algunas amas de casa un original pimentero, que al girarlo una vez, apagaba  televisores, wi fi y dispositivos móviles. 

 

El resultado fue que los chicos hicieron pataletas de todo tipo e incluso destruyeron sus celulares y tablets. Pero al final, el mundo continuó. 

 

 

SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES

* campos requeridos
Frecuencia Correos *
Le recomendamos