Croacia - Perfil

Redacción

afp

|

Miércoles 16 de Abril de 2014 - 10:35
compártelo

Ausente en el Mundial de Sudáfrica, la Croacia de Luka Modric retorna a la élite mundial en Brasil luego de un recorrido plagado de baches en la fase de clasificación, con la dimisión de su seleccionador Igor Stimac, reemplazado por Niko Kovac un mes antes del repechaje ante Islandia.

Antiguo capitán de la selección, Kovac, joven técnico de 42 años, se fijó el objetivo de poner orden en el seno de un equipo en pleno desarrollo.

Segundo de su grupo, a 9 puntos de Bélgica, a Croacia le falta pulir varios defectos, como demostró en sus derrotas en casa ante Bélgica (1-2), y luego ante Escocia (0-2). Kovac ha impuesto rápidamente sus métodos de juego, y el conjunto de la camiseta a cuadros ha logrado el billete para el Mundial luego de dos partidos discretos ante la débil Islandia (0-0 en Reykjavik y 2-0 en Zagreb).

Los croatas deben ahora solucionar sus problemas ofensivos y hacer gala de una mejor organización colectiva si pretenden emular sus años gloriosos, cuando acabaron terceros el Mundial-1998.

Siempre capaces de poner en aprietos a los mejores, como demostraron en la Eurocopa-2012 al caer ante España (1-0), futura campeona, luego de haber tenido a Italia contra las cuerdas (1-1), los croatas se apoyan en un grupo sólido y experimentado.

Con más de 100 internacionalidades cada uno, el arquero Stipe Pletikosa (Rostov, 35 años), y el capitán Darijo Srna (Shakhtar Donetsk, 32 años), omnipresente en la construcción del juego, conforman el armazón de una retaguardia ya veterana pero con mucha experiencia.

Luka Modric, de 28 años, ha adquirido mayor importancia en el Real Madrid y se ha afianzado como un director de orquesta en la medular. Un líder apreciado por su calidad técnica y su visión de juego, que tampoco renuncia a las labores defensivas y que es la referencia que sus compañeros buscan continuamente.

El 'Cruyff de los Balcanes', con su cara angulosa, el pelo largo, que se dio a conocer en la Euro-2008, es el epicentro del equipo. En el debe, le falta acierto de cara a puerta.

La línea de ataque es, con diferencia, la más débil de los croatas, aunque Mario Mandzukic, atacante del Bayern de Múnich, e Ivica Olic, del Wolfsburgo, presentan unos buenos números. De hecho, "Súper Mandzo" ha contribuido en gran medida al triplete del Bayern (Bundesliga, Liga de Campeones, y Copa de Alemania) la temporada pasada.

Para su cuarto Mundial, los 'Vatreni' (llenos de fuego) podrán contar con el apoyo de sus ruidosos aficionados. Aunque es de esperar que no se comporten como en la última Eurocopa, donde llevaron a cabo comportamientos racistas.

Ausente en el Mundial de Sudáfrica, la Croacia de Luka Modric retorna a la élite mundial en Brasil luego de un recorrido plagado de baches en la fase de clasificación, con la dimisión de su seleccionador Igor Stimac, reemplazado por Niko Kovac un mes antes del repechaje ante Islandia.

Antiguo capitán de la selección, Kovac, joven técnico de 42 años, se fijó el objetivo de poner orden en el seno de un equipo en pleno desarrollo.

Segundo de su grupo, a 9 puntos de Bélgica, a Croacia le falta pulir varios defectos, como demostró en sus derrotas en casa ante Bélgica (1-2), y luego ante Escocia (0-2). Kovac ha impuesto rápidamente sus métodos de juego, y el conjunto de la camiseta a cuadros ha logrado el billete para el Mundial luego de dos partidos discretos ante la débil Islandia (0-0 en Reykjavik y 2-0 en Zagreb).

Los croatas deben ahora solucionar sus problemas ofensivos y hacer gala de una mejor organización colectiva si pretenden emular sus años gloriosos, cuando acabaron terceros el Mundial-1998.

Siempre capaces de poner en aprietos a los mejores, como demostraron en la Eurocopa-2012 al caer ante España (1-0), futura campeona, luego de haber tenido a Italia contra las cuerdas (1-1), los croatas se apoyan en un grupo sólido y experimentado.

Con más de 100 internacionalidades cada uno, el arquero Stipe Pletikosa (Rostov, 35 años), y el capitán Darijo Srna (Shakhtar Donetsk, 32 años), omnipresente en la construcción del juego, conforman el armazón de una retaguardia ya veterana pero con mucha experiencia.

Luka Modric, de 28 años, ha adquirido mayor importancia en el Real Madrid y se ha afianzado como un director de orquesta en la medular. Un líder apreciado por su calidad técnica y su visión de juego, que tampoco renuncia a las labores defensivas y que es la referencia que sus compañeros buscan continuamente.

El 'Cruyff de los Balcanes', con su cara angulosa, el pelo largo, que se dio a conocer en la Euro-2008, es el epicentro del equipo. En el debe, le falta acierto de cara a puerta.

La línea de ataque es, con diferencia, la más débil de los croatas, aunque Mario Mandzukic, atacante del Bayern de Múnich, e Ivica Olic, del Wolfsburgo, presentan unos buenos números. De hecho, "Súper Mandzo" ha contribuido en gran medida al triplete del Bayern (Bundesliga, Liga de Campeones, y Copa de Alemania) la temporada pasada.

Para su cuarto Mundial, los 'Vatreni' (llenos de fuego) podrán contar con el apoyo de sus ruidosos aficionados. Aunque es de esperar que no se comporten como en la última Eurocopa, donde llevaron a cabo comportamientos racistas.

Tags

 

SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES

* campos requeridos
Frecuencia Correos *