Inicio ·BBC · Artículo

El anciano chino que se plantó dos horas frente a un bus

Redacción

gpinasco

|

Lunes 29 de Septiembre de 2014 - 14:25
compártelo
  • ¿La razón? El hombre afirma que ninguno de los pasajeros más jóvenes le ofreció un asiento.
 ¿La razón? El hombre afirma que ninguno de los pasajeros más jóvenes le ofreció un asiento.

 

En China, un anciano decidió pararse frente a un autobús por dos horas para evitar que se moviera. ¿La razón? El hombre afirma que ninguno de los pasajeros más jóvenes le ofreció un asiento.

 

Al individuo se le vio agitando sus brazos en el medio de una calle en Baoding, una ciudad que no queda muy lejos de Pekín.

 

"Nadie se va de aquí", se le escuchó gritar, mientras le impedía el paso al autobús.

 

El hecho en cuestión, si alguien le cedió su asiento o no, es cuestionado por testigos del incidente.

 

Pero, aparentemente, el asunto fue la causa de la diatriba.

 

Se reportó que una mujer que viajaba con el protagonista del incidente, dijo: "En estos tiempos, los estudiantes universitarios no tienen personalidad, ni siquiera uno nos dijo que nos sentáramos en su puesto".

 

Fotos tomadas por residentes del lugar, que aparecieron en un sitio web llamado Tieba Baidu, se hicieron virales en redes sociales chinas.

 

Ha sido el tema más popular de ese foro en internet desde el domingo, que fue cuando se hicieron públicas. Además, la historia generó más de 5.000 comentarios en el sitio de microblogging Sina Weibo.

 

Jóvenes vs. ancianos

Momento en el que el hombre se para frente al autobús.

El pasajero afectado impidió que el autobús se moviera por dos horas.

 

 

Lo ocurrido, sin embargo, no se trata de un evento aislado.

 

Hace apenas dos semanas, la BBC informó acerca del enfrentamiento que se produjo en un autobús en Wuhan, una ciudad en el centro de China, cuando varios ancianos agredieron a un joven que se negó a ceder su asiento.

 

Algunos días después, un hombre de más de 70 años murió tras un altercado físico con alguien de menos edad por la misma razón.

 

El incidente ocurrió en un autobús en la ciudad de Zhengzhou, en el este del país.

 

Como respuesta a lo ocurrido, un grupo de ancianos organizó una protesta diciéndole a las personas de su misma edad que deben ser ellos quienes le cedieran sus asientos a los jóvenes.

 

Desencanto y molestia

En todos los casos, la reacción en la red ha sido contundente. Lejos de solidarizarse con los pasajeros de mayor edad, la mayoría de las personas ha expresado su molestia y su irritación con ellos.

 

"Los ancianos se han convertido en una molestia", ha sido uno de los comentarios más repetidos.

 

 

Enfrentamientos entre pasajeros ancianos y más jóvenes han sido muy comentados en redes sociales chinas, como Sina Weibo.

 

 

"Ser amable depende de mí. Si no te doy mi puesto es porque no estoy obligado a hacerlo", consideran otros.

 

Las teorías que explican la tensión, son múltiples.

 

Muchos la ven como el resultado de una población que envejece con rapidez.

 

Un tercio de los ciudadanos chinos tendrá más de 60 años en 2050.

 

Otros lo atribuyen a un fenómeno cultural, consideran que quienes llegaron a la década de los 60 se sienten desilusionados por los cambios que han presenciado en sus vidas.

 

"Todos fueron miembros de la Guardia Roja (creada durante la Revolución Cultural de Mao), al menos a mayoría", dice James Palmer, el editor de un periódico en Pekín, la capital china.

 

"Les dijeron que eran especiales, que eran el futuro del país. Y de repente, ven como todas las cosas en las que creían cuando tenían 20 y 30 años se están derrumbando. Hay razones para que algunos de ellos estén de tan mal humor".

 

 

BBCMundo.com

 

SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES

* campos requeridos
Frecuencia Correos *