Inicio ·BBC · Artículo

No deje que las chinches le chupen la sangre

Redacción

bbc

|

Martes 02 de Julio de 2013 - 23:17
compártelo

Expertos han advertido sobre una pandemia de chinches de cama.

Luego que expertos advirtieran sobre una pandemia de chinches de cama en todo el mundo, ¿cómo seremos capaces de dormir una vez que apagemos la luz?
No se trata de vampiros, pero la verdad es que tras ir a la cama, muchos estamos expuestos a pequeños insectos que viven en nuestros colchones y almohadas.
Son las chinches, insectos que están de vuelta y según los controladores de plagas exite un riesgo de que nos dirijamos rumbo a una pandemia mundial.
Una encuesta reciente entre mil de empresas de control de plagas en todo el mundo llevada a cabo por la Universidad de Kentucky y la Asociación Nacional de Manejo y Control de Plagas de Estados Unidos, parece mostrar que el problema de las chinches está aumentando en todas partes.
"Los resultados del estudio mundial sugieren que estamos en el umbral de una pandemia de las chinches, no sólo en Estados Unidos sino en todo el mundo", dijo Missy Henriksen, vicepresidenta de asuntos públicos de la asociación.
Ahí viene la plaga

Un estudio dirigido por la Escuela Londinense de Higiene y Medicina Tropical el año pasado encontró que el número de quejas por chinches en la capital británica creció anualmente en un promedio de 28,5% entre 2000 y 2006 y todo apunta a que las quejas siguen en aumento.
El problema ya alcanzado titulares en Estados Unidos. La Agencia de Protección Ambiental de ese país advirtió el mes pasado sobre un resurgimiento "alarmante" de chinches, una criatura que según los expertos, provoca picazón, reacciones alérgicas, por no mencionar los problemas de salud mental y las consecuencias económicas negativas.

Nueva York es la ciudad peor afectada donde han tenido que cerrar edificios de oficinas, cines y tiendas.
Los políticos se han visto obligados a actuar. En la última semana, las autoridades de Nueva York aprobaron leyes que requieren que los propietarios informen a los futuros inquilinos sobre cualquier infestación de chinches en el último año y se ordena que las escuelas informen a los padres de cualquier brote.
El profesor de entomología en la Universidad de Kentucky Mike Potter, eñaló que aunque la comunidad científica ya sabía que se ha incrementado la población de chinches, apenas ahora es que la gente se está dando cuenta del problema.
Según él, en parte esto se debe a que las chinches no son portadoras de enfermedades como los mosquitos o las ratas. Y luego está el hecho de que se les ve como algo nada serio.
"Por años la gente ha desestimado el problema de las chinches, pero ahora están empezando a comprender que es algo serio", indicó.
"Noches de insomnio, ansiedad constante, el costo financiero del exterminio de las chinches y luego desconocer si realmente se ha librado de ellos... toda esta situación crea una enorme cantidad de estrés emocional que no debe ser objeto de burla", agregó.
El cambio climático y el creciente tráfico internacional de viajeros, han sido citadas como razones para el regreso de los chinches. Pero el entomólogo británico Clive Boase rechaza ambas explicaciones.

Nueva York es la ciudad más afectada por las chinches en Estados Unidos.

En su opinión, es mucho más probable que las chinches sevolvieron resistentes a los insecticidas de uso común en Occidente.
Curiosamente, la encuesta realizada a nivel mundial mostró que a las firmas de control de plagas en América Latina y Asia -donde los productos químicos organofosforados más fuertes son permitidos- les fue más fácil de controlar los brotes de chinches, agregó.
Según Boase hay una necesidad urgente de desarrollar nuevos y más eficaces insecticidas que eliminen las chinches y que a la vez, sean ambientalmente aceptables.
Mientras tanto, las familias tienen que ser más vigilantes y denunciar el problema a tiempo.
Richard Mosely, director técnico de la Asociación Británica de Control de Plagas, dijo que la inocuidad aparente de los insectos es otra de las razones para su retorno. Debido a que las chinches no son letales, como las infecciones en los hospitales, los políticos sienten que no hay necesidad de actuar.
"El énfasis que se coloca en la erradicación de las chinches no es iagual a la atención y urgencia que se le presta a una infección hospitalaria. En un hospital una infección puede ser letal pero este insecto que le chupa la sangre no transmite ninguna enfermedad".

Expertos han advertido sobre una pandemia de chinches de cama.

Luego que expertos advirtieran sobre una pandemia de chinches de cama en todo el mundo, ¿cómo seremos capaces de dormir una vez que apagemos la luz? No se trata de vampiros, pero la verdad es que tras ir a la cama, muchos estamos expuestos a pequeños insectos que viven en nuestros colchones y almohadas. Son las chinches, insectos que están de vuelta y según los controladores de plagas exite un riesgo de que nos dirijamos rumbo a una pandemia mundial. Una encuesta reciente entre mil de empresas de control de plagas en todo el mundo llevada a cabo por la Universidad de Kentucky y la Asociación Nacional de Manejo y Control de Plagas de Estados Unidos, parece mostrar que el problema de las chinches está aumentando en todas partes. "Los resultados del estudio mundial sugieren que estamos en el umbral de una pandemia de las chinches, no sólo en Estados Unidos sino en todo el mundo", dijo Missy Henriksen, vicepresidenta de asuntos públicos de la asociación. Ahí viene la plaga

Un estudio dirigido por la Escuela Londinense de Higiene y Medicina Tropical el año pasado encontró que el número de quejas por chinches en la capital británica creció anualmente en un promedio de 28,5% entre 2000 y 2006 y todo apunta a que las quejas siguen en aumento. El problema ya alcanzado titulares en Estados Unidos. La Agencia de Protección Ambiental de ese país advirtió el mes pasado sobre un resurgimiento "alarmante" de chinches, una criatura que según los expertos, provoca picazón, reacciones alérgicas, por no mencionar los problemas de salud mental y las consecuencias económicas negativas.

Nueva York es la ciudad peor afectada donde han tenido que cerrar edificios de oficinas, cines y tiendas. Los políticos se han visto obligados a actuar. En la última semana, las autoridades de Nueva York aprobaron leyes que requieren que los propietarios informen a los futuros inquilinos sobre cualquier infestación de chinches en el último año y se ordena que las escuelas informen a los padres de cualquier brote. El profesor de entomología en la Universidad de Kentucky Mike Potter, eñaló que aunque la comunidad científica ya sabía que se ha incrementado la población de chinches, apenas ahora es que la gente se está dando cuenta del problema. Según él, en parte esto se debe a que las chinches no son portadoras de enfermedades como los mosquitos o las ratas. Y luego está el hecho de que se les ve como algo nada serio. "Por años la gente ha desestimado el problema de las chinches, pero ahora están empezando a comprender que es algo serio", indicó. "Noches de insomnio, ansiedad constante, el costo financiero del exterminio de las chinches y luego desconocer si realmente se ha librado de ellos... toda esta situación crea una enorme cantidad de estrés emocional que no debe ser objeto de burla", agregó. El cambio climático y el creciente tráfico internacional de viajeros, han sido citadas como razones para el regreso de los chinches. Pero el entomólogo británico Clive Boase rechaza ambas explicaciones.

Nueva York es la ciudad más afectada por las chinches en Estados Unidos.

En su opinión, es mucho más probable que las chinches sevolvieron resistentes a los insecticidas de uso común en Occidente. Curiosamente, la encuesta realizada a nivel mundial mostró que a las firmas de control de plagas en América Latina y Asia -donde los productos químicos organofosforados más fuertes son permitidos- les fue más fácil de controlar los brotes de chinches, agregó. Según Boase hay una necesidad urgente de desarrollar nuevos y más eficaces insecticidas que eliminen las chinches y que a la vez, sean ambientalmente aceptables. Mientras tanto, las familias tienen que ser más vigilantes y denunciar el problema a tiempo. Richard Mosely, director técnico de la Asociación Británica de Control de Plagas, dijo que la inocuidad aparente de los insectos es otra de las razones para su retorno. Debido a que las chinches no son letales, como las infecciones en los hospitales, los políticos sienten que no hay necesidad de actuar. "El énfasis que se coloca en la erradicación de las chinches no es iagual a la atención y urgencia que se le presta a una infección hospitalaria. En un hospital una infección puede ser letal pero este insecto que le chupa la sangre no transmite ninguna enfermedad".

 

SUSCRÍBETE Y RECIBE LOS TITULARES

* campos requeridos
Frecuencia Correos *
Le recomendamos